El Rey ofrece España a líderes del turismo como destino competitivo y seguro

El rey Felipe tras su intervención en la cena ofecida con motivo de la 15ª Cumbre Global del Consejo Mundial de Viajes y Turismo, hoy en Madrid.

El rey Felipe tras su intervención en la cena ofecida con motivo de la 15ª Cumbre Global del Consejo Mundial de Viajes y Turismo, hoy en Madrid.

El Rey ha subrayado hoy ante los máximos representantes del negocio turístico en el mundo que el éxito de España en el sector confirma a este país como un destino “competitivo, estable y seguro” que garantiza las necesidades del turista y en el que las empresas pueden operar sin preocupaciones.

 

Don Felipe ha presidido esta noche en el Casino de Madrid una cena con representantes de la XV cumbre del Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC), que reunirá a partir de mañana en la capital española a un millar de profesionales de todo el mundo, entre ellos destacados dirigentes empresariales, ministros y líderes de opinión.

 

La presencia del Monarca en el Casino, un céntrico palacete próximo a la Puerta del Sol, ha coincidido con el final de una manifestación republicana, convocada con ocasión del 84 aniversario de la proclamación de la Segunda República, muchos de cuyos participantes, algunos con banderas tricolores, han marchado ante la entrada del edificio sin saber que el Rey estaba tan cerca.

 

En su intervención, íntegramente en inglés, don Felipe ha expuesto la “receta para el éxito” de España, basada en la combinación de infraestructuras de primer nivel, seguridad pública, amplia y variada oferta de servicios, ubicación geográfica, gastronomía y patrimonio natural, histórico y cultural, además de la experiencia y profesionalidad de las empresas del sector.

 

España pone asimismo su experiencia al servicio de la comunidad internacional, para que la industria del turismo y los viajes siga fomentando el progreso económico y social en todo el mundo, ha recalcado a continuación el Rey, quien ha animado a promover la mejor colaboración posible entre los sectores público y privado.

 

En este contexto, ha destacado la importancia del turismo, más allá de su vertiente empresarial, como “un fenómeno social”, un “instrumento para acercar culturas, sociedades y pueblos”, una “herramienta útil para promover la armonía, la paz y la tolerancia”.

 

Tras recordar que muchos países deben al turismo “gran parte de su prosperidad material”, don Felipe ha advertido también sobre la necesidad constante de aumentar la coordinación y la colaboración para combatir contra “cualquier forma de abuso, discriminación e indignidad” en el negocio turístico.

 

Ha llamado la atención igualmente sobre la importancia del turismo para favorecer el entendimiento mutuo, un objetivo especialmente necesario cuando, en tantos lugares del mundo, se cometen “horribles actos contra la vida humana y otros derechos humanos básicos”.

 

No ha olvidado tampoco referirse a la gran fortaleza que ha demostrado el sector turístico en los últimos años, a pesar de factores adversos como el “frágil crecimiento económico mundial” o la inestabilidad política y los conflictos abiertos en determinados lugares del planeta.

 

En este punto, don Felipe ha recalcado que el turismo debe seguir contribuyendo a la recuperación económica global y desarrollar los instrumentos precisos para aprovechar al máximo estas oportunidades y los nuevos desafíos.

 

El ministro de Industria, Comercio y Turismo, José Manuel Soría, ha acompañado al Rey en esta cena, a la que han asistido el secretario general de la OMT, Taleb Rifai, los ministros de Turismo de Túnez y Seychelles y altos representantes de los Gobiernos de Portugal, Japón, Camboya y Kenia.

 

Durante los próximos dos días, las participantes en la cumbre del WTTC -el acontecimiento anual más importante del mundo del turismo- debatirán sobre los retos actuales de la industria turística, las oportunidades de generación de empleo a través de este sector y las perspectivas para un crecimiento sostenible.

 

El WTTC integra a 140 altos ejecutivos de todos los segmentos del negocio turístico, representantes de entidades y organizaciones que generan cada año unos 300.000 millones de euros en un sector que el año pasado creció un 3,6 por ciento, creó 10 millones de nuevos empleos y contribuyó al 9,5 por ciento del PIB mundial.

 

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada