“Soy un artista que se guía por el instinto”, afirma Enrique Iglesias

 El cantante Enrique Iglesias.

El cantante Enrique Iglesias.

Derrocha simpatía y una luz de insolencia juvenil, de natural seducción, Enrique Iglesias. Los ojos son burlones y mueve las manos rápidas al asegurar hoy, en una entrevista con Efe, que él es un artista que se guía por el “instinto” y lo que “realmente conmueve”.

 

Está en la cima del éxito y la fortuna con su más reciente trabajo, “Sex and Love” (2014), y es difícil pensar en la entrega de los premios Billboard de la Música Latina de hoy sin la imagen del cantante español acaparando en el escenario una estatuilla tras de otra. Es ya una costumbre.

 

Pero, por muchas estatuillas que pueda embolsarse esta noche, no son los reconocimientos obtenidos el eje de su carrera.

 

“Los premios no son tan importantes para mí. Sí lo es el cariño de mis fans, de mi público, subir al escenario y estar frente a ellos y escucharles cantar las canciones que he escrito. Eso es lo realmente emocionante”, dejó claro el artista, quien está en uno de sus mejores momentos profesionales y personales.

 

Con más de 100 millones de discos vendidos, el español que el próximo día ocho cumplirá 40 años, se encuentra inmerso en la exitosa gira “Sex and Tour”, de su trabajo más reciente homónimo que ha obtenido este año 19 nominaciones a los premios Billboard latinos.

 

Lleva veinte años en la música y sus canciones siguen cosechando igual o mayor éxito que las primeras que compuso y grabó, una trayectoria que se concreta en cuatro Grammy Latinos, dos Billboard, 27 Billboard de la Música Latina y diez World Music Awards, entre otros muchos galardones.

 

Preguntado por cuál es el secreto para mantener durante dos décadas ese registro tan alto de ventas y éxitos musicales, el cantante reconoce que no sabe cuál es la clave y que se guía por su “instinto” y por sus “emociones” cuando escribe.

 

Enrique Iglesias parece poseer la fórmula alquímica para transformar una canción en número uno de las listas musicales, para arrastrar a vastas audiencias, no sólo de chicas que llenan sus conciertos y sueñan con la “experiencia religiosa” de su cuerpo esbelto y flexible.

 

Acostumbrado a manejar con soltura el inglés o el español, Enrique Iglesias sostiene, no obstante, que hay temas como “Hero” que suenan mejor en inglés. Sin embargo -admite- una canción como “Experiencia religiosa” sería más difícil cantarla en inglés, al igual que “Nunca te olvidaré”.

 

Lo cierto es que ningún artista actual ha sabido combinar con tanto acierto el español y el inglés en sus discos, los ritmos latinos y la música dance hasta conquistar a la multitudes que bailan sus éxitos.

 

Con su habitual gorra de visera, camiseta y un flequillo de eterno adolescente, Iglesias se muestra muy feliz con la recién creada Beca Enrique Iglesias, que tiene como objetivo que chicos y chicas con talento y ambición musical, pero con limitados recursos económicos, puedan estudiar en la prestigiosa Escuela de Música Berklee, en Boston, la más importante del mundo de su tipo.

 

“Lo que más me motiva de la beca Enrique Iglesias con la Fundación de los Grammy Latinos es que una estudiante que, probablemente, no hubiera tenido la oportunidad de tener una educación en un colegio como Berklee, lo haya logrado”, apuntó.

 

La beca, dotada con 200.000 dólares (181.324 euros), permitirá a la ganadora, la mexicana Silviana Itzel Salinas, de 22 años, cursar los cuatro años de carrera en esta institución educativa donde se formó, entre otros, el cantautor Juan Luis Guerra.

 

Este alto en Miami, dentro de su gira todo el mundo, para la entrega de la beca, sirve para que confiese su apego a esa ciudad, desde que siendo muy niño sus padres, Julio Iglesias e Isabel Preisler, decidieran que él y sus hermanos se mudaran a la conocida como “ciudad del sol”.

 

“Miami es mi ciudad preferida para vivir. Vine a vivir aquí a los ocho años de edad y me acostumbre a vivir aquí. Me gusta el mar y me parece que es una ciudad donde se puede estar tranquilo, aunque ya sé que esto suena extraño porque todo el mundo piensa en Miami como una ciudad de fiesta y diversión. Pero también se puede estar muy tranquilo, si quieres, y escapar al mar”, señala.

 

Y confiesa el cantante de canciones como “Do You Now?”, “I’m Freak”, “I Like How it Feels”, “Finally Found You”, “Experiencia religiosa”, “Quizás” y uno de sus mayores éxitos, “Bailando”, que lo que más echa de menos en este interminable tour des a su mascota inseparable, “Jack”, un perro juguetón al que ha enseñado algunos trucos futbolísticos del regate.

 

Bajo los focos del éxito y la fortuna, Enrique Iglesias sigue recordando aquel niño soñador que aprendió a conseguir lo que quería de la vida.

 

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada