El plan para desviar a grandes camiones de las carreteras arranca el 1 de julio

El plan para que los grandes camiones dejen de circular por las carreteras y desvíen su viaje por autopistas a cambio de un descuento del 50% en el precio del peaje arrancará el próximo 1 de julio, según informó el Ministerio de Fomento y la Confederación Española de Transporte de Mercancías.

 

El plan se pondrá en marcha a modo de experiencia piloto hasta el próximo 30 de noviembre, con carácter voluntario para los camioneros y en seis tramos de carreteras que suman 326 kilómetros de longitud.

 

Fomento calcula que en 1,3 millones pueden acogerse a esta iniciativa, con la que Fomento pretende mejorar la seguridad vial y redistribuir los tráficos por las distintas infraestructuras.

 

Su puesta en marcha coincidirá así con las grandes operaciones de tráfico con ocasión de las vacaciones de verano.

 

Los conductores de grandes camiones que elijan desviarse a la autopista, además del descuento del 50% en el precio del peaje para circular por el tramo alternativo al trazado de carretera que se busca evitar, tendrán además una reducción del 35% en el precio del peaje en el resto de su recorrido por la vía de pago.

 

Fomento y los transportistas han convenido en que una vez que culmine el periodo en que esta iniciativa estará en pruebas, la experiencia se analizará “en profundidad” para abordar decisiones futuras al respecto, según apuntó la patronal de camioneros.

 

En cuanto a los seis tramos de carreteras en los que comenzará a aplicarse esta medida son el Villalba-Villacastín de la AP-6, el Dos Hermanas-Jerez Norte de la AP-4, el Lleida-Montblanc de la AP-2, el Rubena-Armiñón de la AP-1, el Puxeiros-Poriño Frontera Portuguesa de la AP-9 y el León-Campomanes de la AP-66. Estas vías con en su práctica totalidad titularidad de Abertis e Itínere.

 

EN MARCHA TRAS ACUERDO CON EL SECTOR

 

El plan para intentar desviar a los grandes camiones de las carreteras convencionales se pondrá así en marcha tras los acuerdos alcanzados entre el Ministerio y el sector a partir de la propuesta inicial de Fomento, presentada a comienzos de año.

 

Este plan inicial pasaba por obligar a los grandes camiones (aquellos de más de cuatro ejes) a dejar de circular por 16 tramos de carreteras, los de mayor congestión de tráfico, y desviarse hacia las autopistas alternativas con descuentos del 50% en el precio del peaje.

 

Tras semanas de negociación, en las que los transportistas se opusieron fundamentalmente al carácter obligatorio de la medida, el sector y Fomento lograron a finales de abril un principio de acuerdo, ratificado finalmente este martes durante la reunión mantenida por la ministra Ana Pastor y el presidente de CETM y del Comité Nacional del Transporte por Carretera (CNTC), Ovidio de la Roza.

 

Según datos de Fomento, los transportistas pueden registrar ahorros de costes de una media de 12 céntimos de euros por kilómetro al circular por autopistas en vez de hacerlo por carreteras convencionales.

 

El Ministerio cuenta en su Presupuesto de 2015 con una partida de 10 millones de euros para compensar a las sociedades concesionarias de las autopistas de peaje de las bonificaciones que apliquen en los peajes a los camiones afectados por esta medida.

 

 

 

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada