Realia ve la entrada de Slim como una “garantía de estabilidad y futuro”

Realia ve la entrada en su capital de Carlos Slim y la posible de la socimi Hispania, en calidad de “socios industriales”, como una “garantía de estabilidad y de futuro”, según aseguró el presidente de la inmobiliaria, Ignacio Bayón.

 

“La compañía debe aprovechar esta oportunidad para, junto con la recuperación económica, poner en valor sus activos y iniciar una nueva etapa de inversión y crecimiento”, indicó Bayón ante la junta de accionistas de Realia, la primera después de que Carlos Slim se hiciera con el control de la compañía.

 

El empresario mexicano compró recientemente el 24,9% de la inmobiliaria que tenía Bankia, y es primer socio de FCC, grupo que a su vez es primer accionista de Realia.

 

Además, Slim tiene actualmente lanzada una OPA por el 100% de la compañía, competidora de una formulada previamente por la socimi Hispania. Las ofertas están a la espera de que la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) apruebe la del empresario mexicano.

 

LISTA PARA INVERTIR

 

Durante la asamblea, el presidente de Realia avanzó que la empresa se propone invertir los fondos que obtuvo con la venta el pasado año de su filial francesa SIIC de París en activos inmobiliarios “una vez concluyan las operaciones corporativas de las que la empresa está pendiente”.

 

La compañía vendió en julio de 2014, antes de que se formularan las OPAs, la participación de control que tenía en la firma patrimonialista francesa en una operación con la que ingresó unos 560 millones de euros y que permitió recortar el endeudamiento de la empresa en unos 1.000 millones.

 

El presidente de Realia aseguró además que la compañía seguirá cotizando en Bolsa, dado que ninguna de las dos ofertas de compra formuladas sobre la empresa plantean su exclusión de cotización.

 

Bayón avanzó que la inmobiliaria seguirá cotizando, en respuesta a los seis socios minoritarios de la compañía que tomaron la palabra durante la junta.

 

MALESTAR DE MINORITARIOS

 

Todos estos pequeños accionistas expusieron su malestar ante el descenso que el valor de las acciones de la empresa acumula desde su salida a Bolsa en 2007 (desde los 6,5 euros por acción al que debutaron hasta el entorno de los 0,70 euros actuales) y manifestaron sus dudas e incertidumbres ante las OPAs formuladas sobre la empresa.

 

En su respuesta, el presidente de Realia enmarcó la pérdida de valor de los títulos de la empresa en el contexto de la crisis y sus efectos en el sector inmobiliario, y destacó que la compañía ha logrado mantenerse durante estos últimos años y está lista para abordar una etapa de crecimiento.

 

En este sentido Bayón adelantó que al cierre de mayo la empresa presentaba beneficios y aseguró que Realia actualmente constituye una “significativa” plataforma de crecimiento.

 

La junta de Realia ratificó el nombramiento de Gerardo Kuri como nuevo consejero en representación de Carlos Slim y logró autorización para ampliar capital en caso de que Sareb decida capitalizar el importe que le adeuda la inmobiliria y tomar así un 4,7% de su capital.

 

Durante la votación de los puntos del orden del día que el consejo de Realia sometió a votación a la junta, accionistas minoritarios manifestaron su oposición a varios de ellos, especialmente a los relacionados con la retribución del consejo, punto que contó con más del 4% de los votos en contra.

 

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada