Un informe muestra que las nuevas empresas biotecnológicas españolas tienen dificultades para encontrar financiación

Las empresas biotecnológicas españolas, pequeñas compañías de reciente creación, siempre han tenido dificultades para encontrar financiación para avanzar en sus proyectos, según se desprende del informe de resultados del ‘Programa de Cooperación Farma-Biotech’, impulsado por Farmaindustria.

 

En dicho trabajo se recogen los principales hitos alcanzados por esta iniciativa en el periodo comprendido entre 2011 (año de su puesta en marcha) y 2014. Así, cabe destacar que durante los doce encuentros celebrados en el marco del Programa han participado 93 agentes y se han generado 86 proyectos de interés.

 

El ‘Programa de Cooperación Farma-Biotech’ nace en 2011 en el marco de la Plataforma Tecnológica Española de Medicamentos Innovadores con el objetivo de facilitar la información necesaria e impulsar potenciales acuerdos de cooperación entre compañías farmacéuticas, pequeñas empresas biotecnológicas españolas y centros de investigación.

 

“La reformulación de las inversiones en I+D, la expiración de los derechos de patente de medicamentos, la irrupción de los fármacos de origen biológico o la tendencia a la externalización de parte de la investigación han provocado un cambio fundamental en la forma de desarrollar nuevos medicamentos”, ha comentado el subdirector general de Farmaindustria, Javier Urzay.

 

CLIMA DE CONFIANZA Y COOPERACIÓN “EFICAZ Y REALISTA”

 

El interés de la industria farmacéutica por encontrar nuevos fármacos, y hacerlo de una forma eficiente económicamente, ha favorecido el florecimiento de colaboraciones entre el sector y centros de investigación o pequeñas compañías emergentes. No obstante, los objetivos del proyecto pasan por reconocer qué necesidades reales existen y buscar y ofrecer la información adecuada, así como generar el clima de confianza “imprescindible” para una cooperación “eficaz y realista”.

 

Hasta la fecha, el Programa Farma-Biotech ha recibido 357 proyectos de I+D. En este sentido, el informe señala que dichos proyectos “han sido cuidadosamente analizados para asegurar que eran susceptibles de satisfacer las expectativas de las compañías farmacéuticas interesadas y así optimizar el esfuerzo a dedicar por parte de unos y otros”.

 

En concreto, el programa ha contado con la participación de 33 compañías farmacéuticas, 37 pequeñas empresas biotecnológicas, así como 23 organismos de investigación. A lo largo de estos cuatro años, se han presentado 86 productos de interés, la mayoría de los cuales han alcanzado distintas etapas en su proceso de interacción con las empresas farmacéuticas.

 

“Existe una voluntad clara de dar continuidad al Programa, ya que favorece el ecosistema de la innovación de España”, señaló el subdirector general de Farmaindustria. “Farma-Biotech es una iniciativa pionera en su planteamiento, sobre todo en el modo en el que fomenta la interacción directa entre compañías farmacéuticas y pequeñas empresas emergentes, ya que de esta forma se garantiza una investigación biomédica más eficiente”, ha zanjado Urzay.

 

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada