La Xunta estudia un paquete de medidas fiscales que contribuyan a desarrollar más proyectos empresariales en el rural

Reuniòn entre el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo; la conselleira do Medio Rural e do Mar, Rosa Quintana, el conselleiro de Economía e Industria, Francisco Conde; el secretario xeral de Agricultura e Alimentación del Magrama, Carlos Cabanas, y representantes de los sindicatos agrarios, da industria láctea y del sector de la distribución. ANA VARELA.

Reuniòn entre el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo; la conselleira do Medio Rural e do Mar, Rosa Quintana, el conselleiro de Economía e Industria, Francisco Conde; el secretario xeral de Agricultura e Alimentación del Magrama, Carlos Cabanas, y representantes de los sindicatos agrarios, da industria láctea y del sector de la distribución.
ANA VARELA.

La Xunta estudia un paquete de medidas fiscales que contribuyan a desarrollar más proyectos empresariales en el rural. Esta medida fue anunciada hoy por la Administración autonómica en el marco de una reunión entre el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo; la conselleira del Medio Rural y del Mar, Rosa Quintana, el conselleiro de Economía e Industria, Francisco Conde; el secretario general de Agricultura y Alimentación del Magrama, Carlos Cabanas, y representantes de los sindicatos agrarios, de la industria láctea y del sector de la distribución. Una reunión que escenificó la voluntad de diálogo entre productores, industria y distribución.

 

Estas bonificaciones fiscales se vienen a sumar al paquete de medidas a corto, medio y largo plazo, adoptadas para mejorar la competitividad de las explotaciones, su capacidad financiera y de liquidez y la estructura comercial del sector. Así, complementarán los cerca de 650 millones de euros que la Xunta destinó ya o va a acercar al sector lácteo gallego nos próximos años, de los cuales 500 millones están contemplados en el Programa de Desarrollo Rural (PDR) 2014-2020.

 

Además, en relación a las medidas de ayuda inmediata, en lo que va de año, la Xunta inyectó ya al sector más de 116 millones de euros de ayudas, además de otros 32 que están en tramitación y que se pagarán este año. De estos fondos, 95 millones son ayudas directas a las explotaciones, por lo que cada una recibe un promedio de casi 10.000 euros. La Xunta también ayudó la que los ganaderos obtuvieran liquidez anticipando las ayudas de la PAC, agilizando el pago de los fondos destinados a la modernización de las explotaciones y la incorporación de jóvenes a la actividad agraria y apoyando el acceso a una línea de 10 millones de euros de capital circulante.

 

Con el objetivo de promover el consumo y la puesta en valor de la leche gallega, en agosto comenzarán una campaña a favor del serlo de calidad Gallega 100% y en septiembre se distribuirán tetrabriks pequeños con este sello, para así fomentar el consumo de leche entre los niños. En estas campañas de información colaborarán varios departamentos de la Xunta, como las Consellerías de Economía e Industria, Sanidad, Educación y Trabajo.

 

Al otro lado de esto, otros 30 millones se orientarán a fomentar inversiones industriales en el sector lácteo y a impulsar la concentración empresarial que permita a las empresas y cooperativas ganar tamaño.

 

La conselleira del Medio Rural y del Mar, Rosa Quintana, destacó que el paquete de medidas en el que trabaja la Administración es integral, pues implica a todos los departamentos de la Xunta. También recordó que nos últimos cuatro meses la Xunta mantuvo 45 reuniones con los representantes de los sindicatos agrarios y el Ministerio más de 15. En este sentido, señaló que espera que todas “estas medidas lleguen al sector productor para que sean quien de valorar lo que estamos haciendo por su presente y futuro”.

 

Por otra parte, el secretario general de Agricultura y Alimentación del Magrama, Carlos Cabanas, destacó que tanto el Gobierno central como la Xunta están mediando y promoviendo el entendimiento entre el sector productor, la industria y la distribución para mejorar las condiciones que tienen a través de la comunicación de los problemas que pueden existir. Lo que solicitan, recordó el secretario general, es que se evite la banalización del producto, es decir que no se use la leche como producto reclamo y que se le dé un valor. En este campo, el Gobierno central y la Xunta y trabajaremos conjuntamente en la promoción de consumo de leche. Además buscamos asegurar que la leche se esté comprando al precio que pueda garantizar la sostenibilidad de las explotaciones. Lo que no puede hacer la Administración, sentenció, es fijar un precio, pues es el mercado lo que establece esas condiciones.

 

Promesas cumplidas
Cabe recordar que la Xunta cumplió todos los pactos a los que llegó con los representantes del sector lácteo en diciembre de 2012. Para optimizar la estructura de los terrenos y hacer más competitivas las explotaciones, se modificó la Ley de mejora de la estructura territorial agraria y se permitió que se incorporaran las tierras de propietarios desconocidos.

 

Con la finalidad de suministrar liquidez a los productores, se promovieron ayudas a ganaderos para que estos pagaran menos intereses y moratorias en la devolución de préstamos. Además, desde Galicia se impulsaron importantes medidas a nivel estatal, como el acuerdo de los Productos Lácteos Sostenibles, la ampliación del Plan Nacional de Controles del Paquete Lácteo —por el cual las Comunidades Autónomas refuerzan su capacidad inspectora— y la agilización del Proyecto de ley de medidas para mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria.

 

La Xunta siguió llevando a cabo todos sus compromisos también a lo largo de los últimos ejercicios, en los que aprobó el contrato obligatorio, la negociación de los contratos mediante las Organizaciones de Productores Lácteos (OPL), la posibilidad de negociar contratos de un año, la obligatoriedad de recoger un 5% más de la producción del año anterior —hoy hay ya explotaciones en márgenes del 20%— y la continuidad de la obligación de que los primeros compradores transmitieran los datos.

 

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada