Moody’s revisa al alza sus previsiones de crecimiento para España en 2015 y 2016

La actividad económica se ha acelerado “significativamente” en España, lo que ha llevado a la agencia Moody’s a revisar al alza sus previsiones de crecimiento hasta el 3% este año y el 2,7% el siguiente, según ha indicado la calificadora de riesgos.

 

El pasado mes de mayo, la agencia Moody’s vaticinaba una expansión del Producto Interior Bruto (PIB) de España del 2,7% en 2015 y del 2,2% en 2016.

 

“La actividad económica se ha acelerado significativamente en España, con un fuerte crecimiento de las exportaciones y de la producción industrial, así como una constante disminución del desempleo desde niveles muy elevados”, apunta la agencia en un informe de perspectivas económicas.

 

“Hemos revisado nuestras previsiones de 2015 para España hasta el 3%”, destacan los autores del informe, que advierten de que el pronunciado incremento de las importaciones señala la incapacidad de responder a la demanda a nivel doméstico.

 

Asimismo, la agencia apunta que el crecimiento del empleo, que en el primer trimestre superó el ritmo de crecimiento del PIB, probablemente se ralentizará y también los ingresos.

 

“Si no, algunas de las mejoras en competitividad de precios se revertirán, con un impacto negativo en las exportaciones”, advierte Moody’s, que para 2016 espera un crecimiento de España algo menos fuerte, con una expansión del 2,7%.

 

RIESGOS PARA LA ECONOMÍA GLOBAL

 

A nivel global, la agencia Moody’s mantiene sus previsiones de crecimiento para los países del G-20 en el 2,7% en 2015 y el 3% en 2016, liderado por la recuperación prevista para EEUU, Japón y la zona euro, mientras la ralentización de China y los problemas de Latinoamérica y Rusia podrían pesar negativamente.

 

En el caso de China, la agencia no aprecia un impacto significativo en el crecimiento de la depreciación del yuan y mantiene su previsión de una expansión del 6,8% este año y del 6,5% el siguiente.

 

En cuanto a EEUU, Moody’s advierte del impacto de la previsible subida de los tipos de interés y recorta su previsión de crecimiento para 2015, hasta el 2,4%, y calcula que el próximo año alcanzará el 2,8%.

 

Por su parte, la economía de la eurozona ha demostrado su resiliciencia ante la incertidumbre por la crisis de Grecia y se beneficiará del impulso de los bajos precios del petróleo, lo que permitirá alcanzar un crecimiento cercano al 1,5% este año y el próximo.

 

BRASIL Y MÉXICO

Asimismo, los analistas de Moody’s han revisado a la baja sus previsiones de crecimiento para Brasil y México, puesto que en el caso del primero consideran que sufrirá un mayor impacto del escándalo de Petrobras, así como del cambio de política monetaria, mientras que el caso del país azteca pesarán la caída de precios del crudo y la reducción del gasto público.

 

De este modo, la agencia augura que Brasil registrará una contracción del PIB del 2% en 2015 a la que seguirá el estancamiento de su economía en 2016.

 

En el caso de México, la agencia recorta su previsión de crecimiento al 2,3% en 2015 y no espera que crezca más del 3% en 2016.

 

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada