París y Madrid rechazan cambiar Schengen para afrontar la crisis migratoria

inmigrantesLos ministros de Justicia de Francia y España, Christiane Taubira y Rafael Catalá, respectivamente, se mostraron hoy contrarios a modificar el acuerdo de Schengen para poder controlar la actual crisis migratoria.

Ese pacto autoriza la libre circulación de personas entre la mayor parte de los países de la Unión Europea (UE) y también una serie de países extracomunitarios, y algunos líderes europeos han empezado a plantear si la Unión puede permitirse actualmente la ausencia de fronteras internas.

 

Según declaró Taubira tras reunirse en París con su homólogo español, la llegada de cientos de miles de refugiados es “una situación provisional” y “no hay una necesidad que justifique que la UE ponga en cuestión sus fundamentos, la base de los principios y los valores sobre los que se ha construido”.

 

Europa, en su opinión, “tiene capacidad para aportar respuestas y debe movilizar sus medios y mejorar su organización” para hacerlo, pero para conseguirlo debe responder de forma colectiva.

 

“Es difícil ahora porque solo cinco países asumen el grueso del esfuerzo, pero colectivamente somos capaces”, insistió la ministra, para quien “Europa debe tener memoria” y saber que los movimientos de población derivados de situaciones de guerra, miseria o problemas climáticos “a menudo son provisionales”.

 

El mantenimiento de Schengen fue también defendido por Catalá, quien recalcó que hay que perseverar en la conservación “de las libertades que nos han llevado a una integración tan importante como la que hemos alcanzado en la última década”.

 

El ministro apuntó que eso “debe ser compatible con la capacidad de resolver problemas puntuales” como el actual y abogó por trabajar “con una visión de futuro, no solo coyuntural”, de cara a la ordenación de los flujos migratorios.

 

“No nos parece que la solución sea solo repartir cuotas en la Unión Europea, (…) nos parece muy importante que exista cuanto antes una política común en materia de ordenación” y también respecto a la colaboración con los países de origen, uno de los “ejes fundamentales” para superar esta crisis.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada