La UE impulsa la ayuda a los agricultores afectados por el veto ruso

Un manifestante se enfrenta a la policía antidisturbios belga en Bruselas, el 7 de septiembre de 2015.

Un manifestante se enfrenta a la policía antidisturbios belga en Bruselas, el 7 de septiembre de 2015.

La Comisión Europea anunció un paquete de medidas de ayuda de 500 millones de euros destinado a los agricultores y ganaderos golpeados por la caída de los precios desatada en parte por la pérdida de las exportaciones a Rusia debido a las sanciones de la UE contra el país.

La crisis ha desencadenado una serie de protestas que culminaron el lunes con casi 5.000 agricultores y más de 1.000 tractores en Bruselas, donde se celebraba una reunión extraordinaria del los ministros de Agricultura de la UE.

“Este paquete permitirá que 500 millones de euros de fondos de la UE sean usados para el beneficio de los agricultores de forma inmediata. Es una respuesta robusta y decisiva”, dijo el vicepresidente de la Comisión Europea, Jyrki Katainen.

La Comisión Europea dijo que estaba tratando de ayudar a los agricultores, que afrontan dificultades de liquidez, e intentando estabilizar los mercados y mejorar la cadena de suministro.

El plan permite a los estados miembros adelantar algunos pagos a los agricultores y la Comisión dijo que estaba trabajando de cerca con el Banco Europeo de Inversiones (BEI) para diseñar instrumentos financieros donde la devolución del dinero estuviera ligada a los precios de las materias primas.

Albert Jan Maat, presidente de la asociación de agricultores europeos Copa, dijo que Rusia era uno de los principales mercados de la UE y que las sanciones impuestas el año pasado por la disputa por Ucrania había llevado a la pérdida de unos 5.500 millones de euros de exportaciones agroalimentarias.

“Esta situación no es culpa nuestra y aún así es nuestro sector el que más se está viendo afectado. Los agricultores están pagando el precio de la política internacional”.

Los agricultores y ganaderos están afrontando un empeoramiento en la crisis de liquidez.

“Estamos a principios de septiembre, hay facturas de este verano que no se han pagado y muchos productores de leche no podrán superar el invierno a menos que se ponga dinero sobre la mesa inmediatamente” dijo Mansel Raymond, presidente de productos lácteos en Copa.

La Comisión dijo que propondría un nuevo plan de almacenamiento privado de carne de cerdo, un mayor presupuesto para promocionar productos en 2016 y agregó que también estaba trabajando en acuerdos comerciales bilaterales, los más recientes con Canadá y Vietnam.

Los precios de la leche que se paga a los ganaderos de la UE han bajado un 20 por ciento desde el año pasado a 30 céntimos de euros de media el litro.

En los estados bálticos, los más afectados por el veto ruso, los precios están incluso más bajos, a alrededor de 20 céntimos de euro por litro.

La Comisión dijo que aún no había finalizado el plan nacional de distribución de fondos de ayuda pero que “consideraría particularmente a aquellos estados miembros que se estaban viendo más afectados por los acontecimientos del mercado.

PROTESTAS EN BRUSELAS

La policía disparó cañones de agua y bloqueó carreteras para detener a casi 5.000 agricultores y ganaderos, con más de 1.000 tractores, que avanzaban hacia el edificio de la Unión Europea en Bruselas para demandar ayuda al sector.

La protesta provocó atascos en el centro de la capital belga en medio del olor a goma quemada al prender fuego los manifestantes a neumáticos y heno.

Rusia prohibió la importación de carne, productos lácteos, frutas y verduras de la Unión Europea,Estados Unidos, Noruega, Canadá y Australia en agosto de 2014 en respuesta a las sanciones impuestas por la UE por la crisis de Ucrania.

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada