Los ganaderos bloquean las industrias lácteas en Galicia

Los ganaderos bloquearon este lunes todas las industrias lácteas de Galicia, principal comunidad autónoma productora de leche, para reclamar la rápida entrada en vigor de un acuerdo sobre la revalorización del precio del producto en origen. Según un portavoz de la Federación Rural de Galicia (FRUGA), una veintena de industrias lácteas, es decir, todas las de esta comunidad, se han visto bloqueadas. Los criadores impiden cualquier entrada o salida de camiones, algunos procedentes de Francia y Portugal. Los productores procedieron paralelamente al "reparto de leche gratuito en diferentes ciudades y pueblos de Galicia", añadió. En la localidad de Frades, a unos 40 kilómetros al norte de Santiago de Compostela, quince explotaciones ganaderas vertieron 130.000 litros de leche como protesta. El próximo paso, será, a partir del martes, bloquear los cuatro centros de distribución situados en Galicia, explicó un portavoz de la organización sindical gallega Unións Agrarias. Estas acciones han empezado a dar frutos, de manera que la cadena de supermercados Mercadona, que tiene 1.500 puntos de venta en España, anunció este lunes haber llegado a un acuerdo con los 3.100 ganaderos que le suministran la leche. Aplicará unas subidas de precio "que pueden suponer hasta un máximo de 2 céntimos de euro por litro" que se harán efectivas a final de mes, según el comunicado. La compañía no repercutirá esta subida de precios al consumidor. Galicia cuenta con más de 9.000 explotaciones ganaderas que producen unos seis millones de litros diarios, un 40% de la producción nacional, según FRUGA y Unions agrarias. Como sus vecinos franceses y portugueses, los productores de leche españoles sufren la caída del precio de la leche, que les obliga a vender por debajo del coste de producción. Actualmente, la leche en origen se compra a unos 28 céntimos por litro, frente a unos costes de producción que rondan los 34 céntimos de media. Ganaderos, industria lechera y el sector de la distribución llegaron el jueves a un preacuerdo, auspiciado por el ministerio de Agricultura para subir el precio en origen, pero todavía ha de ser concluido y no prevé ningún precio mínimo.

Unos ganaderos marchan con sus vacas por Santiago de Compostela el 10 de septiembre de 2015, durante una protesta en defensa del sector lácteo

Los ganaderos bloquearon este lunes todas las industrias lácteas de Galicia, principal comunidad autónoma productora de leche, para reclamar la rápida entrada en vigor de un acuerdo sobre la revalorización del precio del producto en origen.

Según un portavoz de la Federación Rural de Galicia (FRUGA), una veintena de industrias lácteas, es decir, todas las de esta comunidad, se han visto bloqueadas. Los criadores impiden cualquier entrada o salida de camiones, algunos procedentes de Francia y Portugal.

Los productores procedieron paralelamente al “reparto de leche gratuito en diferentes ciudades y pueblos de Galicia”, añadió.

En la localidad de Frades, a unos 40 kilómetros al norte de Santiago de Compostela, quince explotaciones ganaderas vertieron 130.000 litros de leche como protesta. El próximo paso, será, a partir del martes, bloquear los cuatro centros de distribución situados en Galicia, explicó un portavoz de la organización sindical gallega Unións Agrarias.

Estas acciones han empezado a dar frutos, de manera que la cadena de supermercados Mercadona, que tiene 1.500 puntos de venta en España, anunció este lunes haber llegado a un acuerdo con los 3.100 ganaderos que le suministran la leche. Aplicará unas subidas de precio “que pueden suponer hasta un máximo de 2 céntimos de euro por litro” que se harán efectivas a final de mes, según el comunicado. La compañía no repercutirá esta subida de precios al consumidor.

Galicia cuenta con más de 9.000 explotaciones ganaderas que producen unos seis millones de litros diarios, un 40% de la producción nacional, según FRUGA y Unions agrarias.

Como sus vecinos franceses y portugueses, los productores de leche españoles sufren la caída del precio de la leche, que les obliga a vender por debajo del coste de producción. Actualmente, la leche en origen se compra a unos 28 céntimos por litro, frente a unos costes de producción que rondan los 34 céntimos de media.

Ganaderos, industria lechera y el sector de la distribución llegaron el jueves a un preacuerdo, auspiciado por el ministerio de Agricultura para subir el precio en origen, pero todavía ha de ser concluido y no prevé ningún precio mínimo.

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada