Feijóo señala que con el Plan de financiación universitaria la Xunta blinda el buen funcionamiento de las universidades gallegas hasta 2020

El presidente de la Xunta en la rueda de prensa de Consello. CONCHI PAZ.

El presidente de la Xunta en la rueda de prensa de Consello. CONCHI PAZ.

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó este jueves que, con el Plan de Financiación universitaria 2016-2020, la Xunta blinda el buen funcionamiento de las Universidades gallegas en los próximos años, garantizando su estabilidad financiera.

Como destacó el presidente de la Xunta, el Consello acaba de dar el visto bueno a dicho plan, que ya había sido aprobado por el Consello Gallego de Universidades el pasado día 13 de octubre.

En este sentido, el máximo responsable autonómico quiso agradecer la voluntad de diálogo y el esfuerzo de las tres universidades para llegar a un acuerdo y garantizar para la Universidad Pública gallega un plan que asegura un mayor y mejor financiación, puesto que asegura la estabilidad financiera de las Universidades gallegas para el próximo quinquenio e incrementa los recursos que están a su disposición. Concretamente, recibirán casi un 18% más que en el período anterior.

En esta línea, Feijóo aseguró que nuestras Universidades recibirán casi 2.500 millones de euros nos próximos cinco años. De hecho, ya en 2016, por ejemplo, recibirán más de 392 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 4,8% con respeto a lo que recibieron en 2015, por encima del 4,3% que crecen los presupuestos en su conjunto.

La estructura del plan

Por otra parte, el presidente de la Xunta señaló que el plan introduce una serie de mejoras respeto del anterior, en tres sentidos: establece uno reparto más simple y transparente de los fondos; prima a eficiencia en la gestión, de acuerdo con los principios que ya fueron aplicados en la Administración general; y liga la financiación a los resultados docentes, de investigación y de transferencia. Así, el plan se estructura en dos grandes patas, que son la Financiación Estructural y la Financiación por Resultados.

Con respecto al primero, Feijóo señaló que garantiza la estabilidad del sistema. La este capítulo corresponden dos terceras partes de los fondos, que servirán para pagar las nóminas y las obras de reforma, ampliación y mejora de infraestructuras.

Como detalló el presidente, las necesidades de cada universidad se calcularán segundo el número de alumnos que tengan matriculados y en la valoración de los bienes inmuebles de cada entidad. Por tanto, se eliminan los criterios históricos que influían hasta ahora en el reparto, en pro de una mayor transparencia.

En el que alcanza a la Financiación por Resultados, el titular del Gobierno gallego indicó que supone la tercera parte del montante total, con la perspectiva de que en 2020 llegue a representar el 40% (actualmente supone el 33%). Estos fondos son los que garantizarán la excelencia docente e investigadora de las Universidades gallegas, además de la transferencia de conocimiento

En este sentido, Feijóo especificó que este capítulo estará conformado por cuatro subfondos: los complementos retributivos y compensación por matrículas; los cuestes asociados a la enseñanza universitaria, donde se recogen las partidas a la UNED, a la Fundación Rof Codina, a la ACSUG y a los Consejos Sociales; un panel de 12 indicadores vinculados la investigación, transferencia y docencia; y el fomento de la I+D+i a través de convocatorias en concurrencia competitiva o convenios para la ejecución de programas de investigación y transferencia de conocimiento.

En este último grupo, posiblemente lo de mayor impacto para fomentar la excelencia de las universidades gallegas, se recogen los fondos asociados a todas las ayudas de captación, formación y retención de talento (predoctorales, postdoctorales e investigadores asentados con contratos estatales o a través del programa Oportunius); y el impulso a la investigación de referencia mediante Grupos de Referencia Competitiva, de Potencial Crecimiento y a través de Agrupaciones Estratégicas y Centros Singulares de Investigación.

Según el presidente de la Xunta, la mayores, en este apartado se introducirán acciones de mejora de la calidad con el fin de potenciar la cooperación interuniversitaria, fomentar la impartición de grados en inglés y de un mínimo del 50% de las materias de un grado en gallego, lograr mejorar en rankings internacionales o impulsar la especialización de campus periféricos.

Las Universidades gallegas recibirán nos próximos cinco años 2.480 millones de euros. Ya en 2016, los fondos ascenderán a 392 millones de euros, lo que supone un crecimiento de casi un 5% en los recursos de que disponen, cuando los Presupuestos Generales de la Xunta crecen un 4,3%.

En definitiva, “impulsamos un plan que refuerza el peso de la financiación por resultados porque este es el mejor sistema para reforzar la excelencia de la Universidad, pero que al tiempo blinda su suficiencia financiera y garantiza que cada año, en lo que resta de década, la financiación universitaria se incremente progresivamente”, abundó el presidente de la Xunta.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada