España elevó sus emisiones 22,5% de 1990 a 2012, mientras caían 18% en la UE

El comisario europeo de Acción Climática y Energía, Miguel Arias Cañete.

El comisario europeo de Acción Climática y Energía, Miguel Arias Cañete.

España aumentó el 22,5 % sus emisiones de gases de efecto invernadero entre 1990 y 2012, un periodo en el que en el conjunto de la Unión Europea (UE) cayeron el 17,9 %, según un informe publicado hoy por la oficina estadística europea, Eurostat, con indicadores sobre energía, transportes y medio ambiente.

España es el tercer país europeo en el que más subieron las emisiones en ese periodo, por detrás de Malta (56,7%) y Chipre (46,7%), y seguido por Portugal (14,9%) e Irlanda (7%), según este informe publicado por Eurostat de cara a la cumbre sobre el cambio climático COP21 que se celebrará en diciembre en París.

Por el contrario, los países en los que más se redujeron las emisiones fueron Letonia (57,1%), Lituania (55,6%), Estonia (52,6%) Rumanía (52%), Bulgaria (44,1%), Eslovaquia (41,4%), Hungría (36,3%) y República Checa (32,7%).

En 2012, las emisiones de gas de efecto invernadero se elevaron a 4.683 millones de toneladas de dióxido de carbono (CO2) en el conjunto de la UE, frente a los 5.702 millones en 1990.

Alemania fue la mayor emisora del club comunitario con 965 millones, seguida de Reino Unido (615 millones), Francia (507 millones), Italia (471 millones), Polonia (401 millones) y España (354 millones).

Estos seis Estados fueron responsables de alrededor del 70 % de las emisiones de efecto invernadero en 2012.

En cuanto al consumo de energía, veinte Estados han alcanzado ya los niveles de reducción de consumo primario energético marcados como objetivo a lograr en 2020, entre ellos España, que registró una caída del 16,4 % de 2005 a 2013.

A nivel europeo, el consumo cayó el 8,3 % y los países que registraron una marca superior a la del objetivo de Europa 2020 fueron Bélgica, Bulgaria, Alemania, Holanda, Austria, Suecia y Reino Unido.

Respecto al fomento de energías renovables, que también figura entre los objetivos de la estrategia Europa 2020, la cifra española fue ligeramente superior a la media europea.

En concreto, en España en 2013 el 15,4 % de la energía consumida total provenía de fuentes renovables, frente al 15 % que se alcanzó en el conjunto de la Unión Europea.

El país debe lograr elevar esa cifra al 20 % para cumplir la meta marcada para 2020.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada