En torno a la mitad de las causas de nulidad matrimonial ya son gratuitas en España, como pide el Papa

En torno a la mitad de las causas de nulidad (un 40% en el Tribunal de la Rota Española y hasta más de un 50 y un 60% en algunos tribunales eclesiásticos de las diócesis) ya son gratuitas en España para los matrimonios que tienen menos recursos, tal y como establece el Papa Francisco en la nueva ley sobre procesos matrimoniales en la que pide agilizar y asegurar la gratuidad de las causas y que entró en vigor el pasado martes 8 de diciembre.

Además, este viernes, Francisco ha publicado un documento interpretativo de esta nueva norma en el que recuerda a los matrimonios con más recursos que piden la nulidad que tienen el deber moral de pagar un donativo para así permitir que las causas de las parejas más pobres sean totalmente gratis.

En cualquier caso, tanto para el propio Tribunal de la Rota Española como para los de muchas diócesis españolas como las de Ávila, Albacete, Burgos, Valladolid o Toledo, la reforma del Papa no supone tanta novedad porque ya venían aplicando este criterio de la gratuidad.

La notaria del Tribunal Eclesiástico de la diócesis de Ávila, Caridad López, explica a Europa Press que más del 60% de las causas de nulidad introducidas allí son “de patrocinio gratuito” –ninguna de las partes paga nada–, nueve de las 14 que han entrado este año.

Además, otras tres son con “reducción de costas”, que se aplica en matrimonios con una situación económica estable pero un poco estrecha y en estos casos, solo tienen que abonar un 25% de las tasas y a la mitad de precio. Para comprobar los ingresos, los fieles deben presentar la Declaración de la Renta.

En las dos causas de nulidad restantes abiertas en Ávila, los matrimonios están pagando “costas plenas” que en el anterior contexto de doble sentencia conforme -ahora con la nueva ley ya no hacen falta dos sentencias- suponía el pago de 800 euros por el proceso completo.

El problema es, según apunta López, que al asegurar que más de la mitad de los procesos sean gratuitos, el tribunal no obtiene apenas ingresos -en el caso de Ávila, con solo dos procesos no gratuitos, ingresarían este año poco más de 1.600 euros-. Como consecuencia, la mayoría de los tribunales eclesiásticos españoles son “deficitarios”. Y con el escaso dinero que se obtiene tienen que pagar a los profesionales.

COBRAR POR 1 DE CADA 8 CAUSAS

“En nuestro caso –cuenta la notaria del tribunal de Ávila– la abogada que nos lleva el 80 por ciento de las causas de nulidad cobra en uno de cada ocho procesos”. Esto solo se comprende si se tiene en cuenta que muchos de los profesionales de estos tribunales son sacerdotes o laicos comprometidos con la Iglesia, según apuntan desde algunas diócesis.

En el caso de Ávila, son siete trabajadores (vicario judicial, tres jueces, un defensor del vínculo, un notario y un notario adjunto) con 1.600 euros en total y cobran porque la diócesis asume el gasto.

Ante esta situación, obispos como el de Madrid, Carlos Osoro, han propuesto a los fieles que aporten donativos para poder cumplir con la norma del Papa Francisco asegurando la gratuidad de los procesos. En todo caso, todavía son muchas otras las diócesis que no se han decidido a tomar esta medida y que, por el contrario, están esperando a que se pronuncie la Conferencia Episcopal Española (CEE) sobre criterios específicos en este sentido.

Sin embargo, fuentes de la Conferencia Episcopal han indicado que “no está previsto” elaborar una normativa a seguir para aplicar la reforma del Papa en materia de nulidades y que serán las propias diócesis las que deberán adoptar sus propias líneas de actuación.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada