El poder de un jamón…

Una de las concursantes en A Coruña este miércoles.

Una de las concursantes en A Coruña este miércoles.

Decenas de españoles participaron en un experimento social organizado por Navidul en Madrid, Sevilla y A Coruña en el que debían atreverse a renunciar a su décimo de Lotería, a la posibilidad de ser millonarios, a cambio de un jamón en ese momento. El experimento, organizado por Navidul junto a la empresa de investigación social Two Much pretendía descubrir si, en el caso de España, se cumple ese más vale pájaro en mano que ciento volando. En total, 61 participantes dijeron el sí al cambio, mientras que 54 prefirieron la suerte.

Un reportero abordaba a las personas que salían de los establecimientos de Lotería. Éstos debían decidir en ese momento, a veces después de horas esperando para comprar el décimo, si cambiaban su lotería por el jamón.

“Nos ha sorprendido mucho la capacidad del jamón para conseguir que los ciudadanos renunciaran a algo con tanto poder como la Lotería, que todos idealizamos en cierta manera y que representa la ilusión más pura. Hemos reafirmado la importancia de la cultura en la toma de decisiones, y como ésta influye cuando evaluamos las recompensas a corto y largo plazo a la hora de elegir. Y es que el jamón es irresistible” ha afirmado Pepa Barral, responsable científica del experimento.

Por su parte, Eduardo Burgos, director de marketing Navidul, ha afirmado que “se ha demostrado que nuestra campaña `Eso que te puede´ daba justo en la diana: estamos dispuestos a hacer cualquier cosa por un jamón. Veíamos a la gente ilusionada con su décimo de Lotería. Al principio, en la primera toma de contacto, afirmaban que no cambiarían ese billete por nada del mundo, que junto a ese billete estaba toda su ilusión. Pero claro, después sacábamos el jamón…”

Si alguno de los décimos cambiados por jamón resulta premiado, el dinero se destinará íntegramente a la Fundación Mensajeros de la Paz, que coordina 11 comedores sociales en toda España. Navidul donará, además, 3 jamones a cada comedor.

 

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada