El Ibex-35 sube un 1,39 por ciento de la mano de los bancos y el BCE

bolsaLa bolsa española mantuvo el empuje hasta el cierre del jueves y logró subir más del uno por ciento al anticipar el mercado los próximos pasos del BCE y a pesar de la inestabilidad causada por la decisión del Banco de Suiza de desvincular el franco del euro, según operadores.

 

El mercado ignoró en esta ocasión los vaivenes del precio del petróleo y el arranque dubitativo de Wall Street, donde pesaban flojos resultados de varios pesos pesados de la banca y el “profit-warning” (advertencia sobre resultados futuros) del grupo minorista Best Buy.

 

“Las bolsas europeas vuelven a evidenciar su volatilidad una jornada más”, dijo IG en un informe.

 

“El movimiento del Banco Central de Suiza ha resultado ser sorprendente y extraño, carente de una explicación unidireccional. Su objetivo principal apunta a un ajuste del tipo de cambio del franco suizo, en un capítulo más de la llamada guerra de divisas que los bancos centrales del mundo vienen desarrollando desde el inicio de la crisis”.

 

En el mercado de renta fija, el diferencial del bono español a 10 años frente a su equivalente alemán repuntó hasta 115 puntos desde los 112 puntos de la sesión anterior.

 

El Ibex-35 (.IBEX) terminó la jornada a las puertas de los 10.000 puntos, con un avance del 1,39 por ciento a 9.982 puntos.

 

Entretanto, el índice bursátil europeo FTEU3 (.FTEU3) subió casi un 2,62 por ciento.

 

Los bancos capitalizaron las expectativas sobre el eventual programa de compra de deuda pública del Banco Central Europeo, mientras que un puñado de constructoras se destacaron en el selectivo madrileño por noticias corporativas.

 

El consejo del BCE se reunirá el próximo 22 de enero y podría decidir cuándo comenzar a imprimir dinero para comprar grandes cantidades de bonos soberanos -una política conocida como alivio cuantitativo o “quantitative easing”- con el objetivo de evitar una deflación.

 

En este escenario, BBVA (BBVA.MC) y Santander (SAN.MC) subieron un 1,23 por ciento y un 1,34 por ciento, respectivamente.

 

Banco Popular (POP.MC) ganó casi un 4 por ciento, Sabadell (SABE.MC) cerca del 2 por ciento, Bankinter (BKT.MC) un 1,76 por ciento, Caixabank (CABK.MC) un 1,2 por ciento y Bankia (BKIA.MC) un 0,4 por ciento.

 

Las ganancias de la banca mediana también se vieron apoyadas en informaciones del diario Expansión que apuntaban a que la banca española habría superado las nuevas exigencias de capital del BCE.

 

La operadora Telefónica (TEF.MC), otro de los valores de gran ponderación del Ibex, sumó un 1,6 por ciento, mientras la aerolínea IAG (ICAG.MC) se revalorizó un 2,7 por ciento con el precio del petróleo de nuevo bajando tras haberse estabilizado por la mañana y con expectativas de que siga en caída libre.

 

Los analistas de Bank of America Merril Lynch dijeron el jueves que prevén que el precio del barril de Brent toque este trimestre los 31 dólares y los 32 dólares por barril para el crudo estadounidense.

 

Pero las mayores ganancias del selectivo fueron para las constructoras OHL (OHL.MC) y Sacyr (SCYR.MC), con saltos del 8,97 por ciento y el 4,7 por ciento respectivamente. La división mexicana del grupo presidido por Juan Miguel Villar Mir vendió parte de dos filiales por unos 605 millones de dólares y analistas interpretaron que los fondos servirán para alejar una eventual ampliación de capital en el grupo constructor.

Una vista general de la Bolsa de Madrid

Una vista general de la Bolsa de Madrid

Por su parte Sacyr parece estar más cerca de la refinanciación del préstamo asociado a Repsol después de que una fuente señalase que ha llegado a un acuerdo con el principal acreedor de la constructora, el Santander.

 

Las acciones de la petrolera ignoraban hoy la caída del crudo y subieron un 3,44 por ciento ante la expectativa de que Sacyr no se vea forzada a desinvertir parcialmente parte de la participación como resultado de la refinanciación.

 

Sacyr tiene garantizado el crédito con sus filiales Testa (TST.MC) y Valoriza, además de las propias acciones de la petrolera, que han sufrido un fuerte golpe en bolsa en las últimas semanas por el abrupto descenso del precio del petróleo y el anuncio de la compra de la canadiense Talisman (TLM.TO).

 

Otra constructora que destacó en el mercado fue ACS (ACS.MC), que oficializó la puesta en marcha de la venta de un 51 por ciento de sus activos renovables y su posterior salida a bolsa.

 

La salida a bolsa de la división de energías renovables, un plan anunciado hace tiempo por ACS, se suma a otras iniciativas recientes de la constructora de reducir su deuda. Sus acciones sumaron un 2,5 por ciento.

 

Fuera del Ibex, esta noticia impulsó las acciones de grupos de renovables como Solaria (SLSR.MC) o Fersa (FRS.MC), que subieron un 12 por ciento y un 10,9 por ciento, respectivamente.

 

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada