García Madrid, sensibilidad ecológica

Un modelo luce las creaciones de la firma Emidio Tucci durante la primera jornada de la pasarela MFSHOW MEN, la única destinada a la moda masculina en España, que se celebra hasta el 6 de febrero en la Plaza de Colón de Madrid.

Un modelo luce las creaciones de la firma Emidio Tucci durante la primera jornada de la pasarela MFSHOW MEN, la única destinada a la moda masculina en España, que se celebra hasta el 6 de febrero en la Plaza de Colón de Madrid.

La pasarela de moda masculina madrileña, MFSHOW MEN, se inaugura hoy con la sastrería de Emidio Tucci, propuestas que se codean con el hombre de García Madrid, que en esta ocasión se presenta más “casual” y “ecológico” con trajes apetecibles, perfecto para cualquier edad, para cualquier del día.

“Ahora somos más sensibles con el medio ambiente”, ha explicado hoy el diseñador Manuel García, alma máter de la firma García Madrid, que mañana subirá a la pasarela MFSHOW Men una colección en la que el 30 por ciento de los tejidos son reciclados.

Con la intención de alejar la idea y el concepto de que todo las prendas realizadas con tejidos sintéticos son “horribles”, García Madrid ha confeccionado un vistoso abrigo con pelo de lobo sintético.

“Navegamos hacía la idea de la moda ecológica”, cuenta este diseñador que ahora investiga sobre los tejidos reciclados, un nuevo producto que incluye en su colección, con el que ha trabajado varias camisas.

García Madrid propone una serie de prendas construidas con patrones de sastrería clásica y líneas de la ropa deportiva a partes iguales. El resultado, trajes de chaqueta urbanos y divertidos en tonos azules y verdes.

En cuanto a la camisería, la presenta en dos tejidos clásicos, bien sean cuadros vichy combinados con otros de mayor tamaño y en colores diferentes, o bien lisa, salpicada con motas de colores, en un estampado natural que nace en el proceso de reciclar telas.

A tenor del ADN de la firma, García Madrid presenta un traje de chaqueta confeccionado con dos paños. Uno, estampado con cuadros de venta y el otro, con raya diplomática, “un juego visual, un trampantojo que refresca y rejuvenece esta prenda”, asegura el diseñador, que en esta ocasión combina las solapas pequeñas con otras más grandes.

“No quiero prendas conceptuales, quiero prendas que se puedan llevar en la calle”, asegura el diseñador, que propone un esmoquin de lentejuelas azules para aquellas noches que exigen etiqueta.

La distancia que separa las propuestas de García Madrid de la pasarela a la calle se acorta. “El 95 por ciento de las prendas que presento en la pasarela estarán en las tiendas”, asegura Manuel García, que el próximo mes de marzo inaugura tienda en Barcelona.

“Crecemos poco a poco, a pulmón, sin financiación”, desvela este diseñador granadino, afincado en Madrid, que ha dado un paso más en su expansión, son ya cinco tiendas las que posee.

Con tres tiendas en Madrid y una en Santiago de Chile, la firma vive con ilusión la apertura de la nueva tienda de Barcelona, en el Paseo de Gracia.

“La tienda de Chile va como un tiro, la clase alta y media chilena adora nuestro trabajo, valora la calidad de los tejidos y el diseño”, cuenta García, que hace diez años arrancó este proyecto.

Después de estudiar Económicas en la Universidad de Granada, se instaló en la capital y abrió un espacio moda multimarca en Madrid. Diez años más tarde, con la experiencia que ofrece estar detrás de un mostrador y conocer las necesidades del consumidor de primera mano, creó la firma de moda masculina García Madrid.

Además, de su red de tiendas, García Madrid también distribuye sus creaciones en puntos de venta multimarca, “pero no estoy demasiado contento con el resultado, mi producto se vende en las tiendas de la firma”, concluye este diseñador que solo trabaja con tejidos que se producen en la Unión Europea.

A lo largo de esta pasarela masculina, se verán las creaciones de Protocolo, Altona Dock, Lester, Fox Haus, Thinking Mu, Lucas Balboa, X-Adnan o Tenkey.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada