Bruselas avanza en su propuesta para modernizar el sistema del IVA en la UE

 Valdis Dombrovskis, el  vicepresidente de la Comisión Europea.

Valdis Dombrovskis, el vicepresidente de la Comisión Europea.

La Comisión Europea ha avanzado en los detalles de su propuesta para una futura reforma del sistema comunitario del IVA en la Unión Europea, que buscará modernizar el régimen y reducir el fraude, según ha en rueda de prensa el vicepresidente del Ejecutivo comunitario para el Euro y el Diálogo Social, Valdis Dombrovskis.

El Colegio de comisarios ha mantenido un debate sobre esta cuestión durante su reunión semanal, en la que se han barajado dos opciones. La primera, un sistema de tasación basado en la oferta interna, en el que las autoridades fiscales del país donde se produce un bien recaudarían los impuestos en nombre del país del destino para luego compartir los ingresos con éste. La segunda, un mecanismo generalizado de reverso de carga.

Según ha explicado el letón, la opción más preferida entre lo comisarios ha sido la primera de estas, aunque ha subrayado que necesitará un “alto grado de confianza y cooperación” entre Estados miembro.

Además, Dombrovskis ha recordado que cualquier acuerdo sobre la reforma del IVA precisará un consenso entre los países de la UE, dada la existencia del principio de unanimidad que rige la política fiscal comunitaria.

En cualquier caso, el vicepresidente de la Comisión ha remarcado que el futuro régimen del IVA estará basado en el principio del país de destino y descartó que la propuesta se esté moviendo hacia aplicar, por contra, el principio de país de origen.”El régimen definitivo sería el régimen del país de destino”, ha enfatizado en este sentido.

Dombrovskis ha defendido que es necesario ajustar las normas comunitarias sobre este impuesto a los desarrollos tecnológicos que han tenido lugar en las últimas décadas y, en concreto, incidir en cómo se carga cuando los bienes y servicios se traspasan entre países de la UE. En la misma línea, ha instado a tener en cuenta para ello los cambios, por ejemplo, en el entorno digital y en el comercio electrónico.

“La discusión sobre el IVA es importante porque es una de las principales fuentes estatales de ingresos”, ha reivindicado el vicepresidente, antes de recordar que la recaudación a través de este impuesto en 2014 ascendió a un billón de euros, que equivale al 7% del PIB comunitario.

En este sentido, ha lamentado que la “brecha” del IVA, la recaudación perdida a través de este impuesto, es de 170.000 millones cada año, de los cuales 50.000 millones se pierden tras actividades transfronterizas fraudulentas. “Esto es inaceptable, hay una necesidad urgente de actuar”, ha apuntado.

De la misma forma, el letón ha indicado que las normas actuales suponen una “significativa” carga administrativa, especialmente para las pymes y los negocios digitales. Además, ha afirmado que la burocracia para las transacciones entre Estados miembro aún es mayor que para las domésticas.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada

Etiquetas: