Orange y los sindicatos alcanzan un preacuerdo sobre el ERE

 El director general de Orange, Stephane Richard, ofrece una rueda de prensa en París (Francia).

El director general de Orange, Stephane Richard, ofrece una rueda de prensa en París (Francia).

Orange y todos los representantes de los trabajadores han alcanzado un principio de acuerdo sobre el expediente de regulación de empleo (ERE) presentado con motivo de la fusión de Orange y Jazztel, que será totalmente voluntario e incluye el compromiso por parte de la empresa de no realizar un nuevo ERE en dos años.

Según el principio de acuerdo, alcanzado antes de que finalizara el periodo de negociación, el ERE afectará a un máximo de 496 trabajadores de los centros de Madrid, Barcelona, Sevilla y Valencia, frente a los 550 planteados inicialmente.

Además, todas las extinciones serán “exclusivamente voluntarias”, con independencia de que se alcance o no el número máximo de posibles bajas que por ley ha de venir especificado.

En este sentido, contempla que cualquier trabajador procedente de Orange o de Jazztel perteneciente a alguno de los centros afectados podrá adscribirse al ERE, una vez aprobado, hasta el 11 de abril, aunque quedarán excluidas las personas que a 9 de febrero de 2016 estuvieran en situación de excedencia y los expatriados.

La empresa se compromete a gestionar las salidas “lo antes posible”, normalmente en un plazo de 15 días desde la solicitud de adscripción, aunque por razones operativas debidamente justificadas en algunos casos podría retrasarse la salida un máximo de tres meses, o seis si se tratara de un director.

Asimismo, la dirección acepta no ejecutar un nuevo ERE en el plazo de dos años y no abordar durante un año en los centros de trabajo afectados procesos colectivos de externalización con destrucción directa de empleo o de movilidad geográfica forzosa.

INDEMNIZACIONES

Por otro lado, empresa y sindicatos han acordado incluir el escalado de días proporcional al sueldo a la hora de determinar las indemnizaciones para favorecer a los salarios más bajos, así como eliminar el tope de mensualidades.

En concreto, ofrece una indemnización de 62 días para los trabajadores con un salario bruto fijo anual de hasta 25.000 euros, de 61 días hasta 30.000 euros, de 60 días hasta 35.000 euros, de 59 días hasta 40.000 euros, de 58 días hasta 50.000 euros y de 57 para salarios superiores a 50.000 euros.

Respecto a la base de cálculo, incluirá el salario bruto fijo anual conforme a la jornada en contrato de trabajo a fecha 29 de febrero de 2016. En el caso de las personas con reducción de jornada por guarda legal, también se mantendrá el 100% sin tener en cuenta el porcentaje de reducción.

Asimismo, incluirá la retribución variable (o un 3% del salario fijo bruto anual para los trabajadores de Jazztel que no la tenga); retribución en especie (seguro de vida, tráfico telefónico, coche empresa y tarjeta gasolina); plus de transporte, de exclusividad y Plan Familia y pluses del III Convenio Colectivo de Oranfe y los homólogos aplicables en Jazztel.

PREJUBILACIONES

En cuanto a las prejubilaciones, podrán acogerse a esta medida los trabajadores que a fecha 31 de diciembre de 2016 hayan cumplido 55 años o más y que hubieran sido contratados antes del 15 de abril de 2006. Quienes se prejubilen causarán baja en la empresa el 31 de marzo o 30 de abril de 2016.

Estos empleados recibirán un complemento equivalente al 85% de salario regulador neto, que se pagará de forma mensual en 12 pagas al año y tendrá una revalorización del 1% anual. La finalización del complemento se producirá a los 61 años para los trabajadores que tengan en 55 y 57, a los 63 para los que tengan en 58 y 59 y a los 65 para los que tenga 60 o más.

Asimismo, se ha acordado que la prejubilación es compatible con la prestación de servicios por cuenta propia o ajena, siempre que no se haga en empresas competidoras de Orange, así como la posibilidad de prorrogar el plan de prejubilaciones durante los próximos tres años en caso de no alcanzar la cifra de 496 desvinculaciones.

Por otro lado, quienes se adscriban al ERE tendrán derecho a un programa de recolocación a través de las empresas Right Management-ManpowerGroup y ARS Outplacement. Además, se facilitará la formación y reciclaje adecuados para fomentar la movilidad funcional dentro del mismo grupo profesional.

VALORACIÓN DE LOS SINDICATOS.

CCOO explica que ha decidido firmar el principio de preacuerdo, que mejora el alcanzado en 2008, tras constatar que se ha alcanzado “el límite de las posibilidades de mejora” en el ERE .

El sindicato resalta que un ERE clásico empieza siempre de la misma manera y lo normal es que termine “bastante mal”, con despidos forzosos y bajas indemnizaciones, pero en esta caso se ha logrado un preacuerdo que demuestra “que las cosas se pueden hacer de otra manera”.

Por su parte, UGT incide en que analizándo desde todos los puntos de vista la última propuesta presentada por la empresa, “muy diferente” a las anteriores”, el acuerdo mejora “con creces” el de 2008, teniendo en cuenta la clara diferencia de los contextos económicos y sociales de España.

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada