Sacyr cifra en 347 los afectados por el ERE del negocio constror en España, el 26% del total

El logo de Sacyr en la sede de la compañía.

El logo de Sacyr en la sede de la compañía.

Sacyr ha concretado en 347 el número de trabajadores que finalmente se verán afectados por el expediente de regulación de empleo (ERE) que ha planteado en su negocio de construcción en España, lo que supone una cuarta parte (el 26,6%) de la plantilla total de esta división.

La compañía presentó el número de afectados en la reunión celebrada este miércoles con los representantes de los trabajadores, con la que arrancó el preceptivo mes de negociación sobre el ajuste.

El grupo achaca a causas “productivas y organizativas” la necesidad de acometer un ERE, según indicaron en fuentes sindicales.

En concreto, cuando hace unas avanzó su intención de realizar el ajuste, la compañía que preside Manuel Manrique lo atribuyó a la caída que la actividad constructora viene registrando en el país en los últimos años.

Sacyr aseguró que hasta ahora ha afrontado este descenso del negocio con medidas como la recolocación de trabajadores en obras internacionales o en otras divisiones del grupo, como concesiones o servicios.

No obstante, el grupo aseguró que el continuo descenso de la actividad constructora en España y la falta de perspectivas de mejora le han obligado a plantear el ajuste de plantilla. Según sus datos, Sacyr Construcción España acumula un descenso de facturación del 80% en los últimos cinco años.

CONSTITUIDA LA MESA EN FCC.

Este desplome del sector de la construcción doméstico constituye asimismo la causa del ERE que FCC también presentó recientemente en su negocio constructor en España. En este caso, el recorte afecta a 750 empleados, el 15% del total.

En este caso, empresa y sindicatos procedieron este jueves a constituir la mesa de negociación con el fin de comenzar a trabajar ya el próximo mes, según indicaron las mismas fuentes.

Estos dos ajustes se suman a los que tanto FCC como otras compañías del sector, como Acciona, Isolux y Comsa, ya han realizado en los últimos años en sus negocios en España.

A cierre de 2015 las seis grandes constructoras sumaban una cartera de obras pendientes de ejecutar en España por valor de 9.747 millones de euros, con lo que el mercado doméstico ya sólo representa el 11% del total de los proyectos de infraestructuras que estos grupos tienen actualmente, que asciende a 82.200 millones de euros, según datos de estas empresas.

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada