Mutua Madrileña ganó 228,6 millones en 2015, un 2,6% más

El segmento de autos alcanzó unos ingresos por primas de 1.286,9 millones de euros, un 4,1% más que el ejercicio anterior

Mutua MadrileñaMutua Madrileña cerró 2015 con un beneficio neto de 228,6 millones de euros, un 2,6% más que el ejercicio anterior, gracias a la buena evolución de las sociedades que forman el grupo y al positivo comportamiento de los ingresos de los diferentes ramos.

En rueda de prensa de presentación de resultados, el presidente de la compañía, Ignacio Garralda, ha indicado que el beneficio de Mutua ha mostrado un incremento “sostenido en el tiempo” en los últimos años.

“2015 ha sido un año bastante satisfactorio. Hemos crecido en todas las magnitudes que se usan como indicadores de buena marcha”, ha afirmado Garralda.

Los ingresos por primas del grupo alcanzaron los 4.333,4 millones de euros, un 4% más que un año antes. En No Vida, los ingresos por primas crecieron un 6,2%, hasta los 4.169,4 millones de euros, frente al 2,4% del sector en el mismo periodo.

En Vida, por el contrario, las primas han caído un 31,1%, hasta los 164 millones de euros, debido al cierre de dos productos y como consecuencia de los tipos bajos de interés.

BUENA EVOLUCIÓN EN AUTOS

Por ramos, el segmento de autos alcanzó unos ingresos por primas de 1.286,9 millones de euros, un 4,1% más que el ejercicio anterior, frente a una subida media del sector del 1,7%.

Gracias a ello, el grupo ha aumentado su cuota de mercado en el ramo hasta el 12,8%, apoyado especialmente por el mercado de empresas y colectivos. En conjunto, el total de pólizas de autos creció en 2015 un 5,2%, hasta los 2,6 millones.

En el ramo de multirriesgo los ingresos ascendieron un 12,2%, hasta los 471,1 millones de euros. El número de asegurados avanzó un 8,1%, por lo que la cartera de la compañía se situó al cierre del pasado año por encima de los 1,6 millones de pólizas.

La compañía ha conseguido fortalecer su liderazgo en salud gracias a Adeslas, que registró un volumen de primas de 2.067 millones (+3,3%), una cifra que supera ligeramente la subida media del 3,2% del sector en este ramo, lo que permitió situar la cuota de mercado por encima del 28%.

Tras la aplicación de los nuevos criterios de Solvencia II, el margen de solvencia del grupo se situó en el 310%, ratio que coloca a la compañía “a la cabeza de los grupos aseguradores españoles y europeos”.

Sin embargo, el ratio ha caído 500 puntos si se compara con el que tenía en Solvencia I, debido a que Solvencia II incluye el negocio asegurador y todos los activos de la empresa (inmobiliarios y financieros), “lo que perjudica a Mutua”, según Garralda.

“Somos conscientes de que tenemos que cuidar este ratio y de que nos obliga a hacer nuevas inversiones. Trataremos de hacer colocaciones de capital que sean rentables, aunque el panorama es complicado por los bajos tipos de interés y bolsas débiles”, ha añadido.

Los resultados obtenidos en 2015 han permitido a la compañía consolidarse en la segunda posición del ranking nacional de seguros de No Vida y en la tercera posición del ranking total de seguros en España, incluyendo Vida y No Vida.

GESTIÓN PATRIMONIAL

Garralda también ha precisado que la adecuada gestión patrimonial ha permitido que el valor de los activos de Mutua a precios de mercado ascendiese a 6.831 millones de euros, 177 millones más que a finales de año y 1.617 millones más que en 2008, cuando se dieron los primeros efectos de la crisis.

“Hemos vendido muy pocos inmuebles en 2015, pero seguimos con la misma estructura, sabiendo que la revalorización puede empezar y eso es una buena noticia”, ha afirmado el presidente de Mutua.

Los fondos bajo gestión han crecido un 12,7%, consiguiendo pasar la barrera simbólica de los 5.000 millones. En planes de pensiones, el patrimonio gestionado aumentó un 9,3%, hasta los 286,3 millones de euros, mientras que el ahorro gestionado por Mutuactivos para terceros creció un 22% y alcanzó los 2.277 millones.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada