El BID inicia una etapa más centrada en el medio ambiente tras la asamblea de Bahamas

 El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno.

El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno.

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) inicia a partir de hoy una nueva etapa, con mayor atención al medio ambiente, tras la conclusión ayer de su asamblea anual en las Bahamas, donde se aprobó el aumento de la financiación de proyectos relacionados con la lucha contra el cambio climático.

Además, el BID anunció la creación de un Departamento de Cambio Climático y Sostenibilidad que coordinará las actuaciones del banco en estos dos temas y tendrá a su cargo el trabajo que hace en materia de ciudades, desarrollo rural, medio ambiente y desastres naturales.

La resolución del aumento de financiación fue aprobada el domingo por la asamblea de gobernadores del BID con más facilidad de lo esperado por algunos observadores y en cumplimiento de los objetivos marcados por la administración de la entidad multilateral.

El acuerdo estipula que, de aquí al 2020, el BID duplicará la financiación para proyectos relacionados con el cambio climático, que pasarán al 30 % de las aprobaciones de la entidad frente al 14 % actual.

Y los proyectos que tendrán prioridad serán los que ayuden a los países americanos a aplicar sus compromisos establecidos en la Conferencia del Clima de París de diciembre de 2015.

La aprobación de la resolución por los países miembros es una señal de que el continente empieza a tomarse en serios el efecto negativo que el cambio climático tiene y tendrá en el futuro en sus economías.

Sólo la prevista elevación del nivel del mar en el Caribe supondrá graves pérdidas para los países caribeños, cuyas economías dependen en su mayoría del turismo.

En otros países, como los andinos, el deshielo de los glaciares amenaza con inundaciones a corto plazo y escasez de agua a medio y largo plazo.

En países como Colombia, el cambio del patrón de lluvias ya causa graves pérdidas económicas que se calculan en dos puntos del Producto Interior Bruto (PIB).

La sostenibilidad también estuvo presente en la asamblea de las Bahamas después de que los gobernadores instruyeran al BID para que prepare una propuesta para sumar los recursos del Fondo de Operaciones Especiales (FOE) al capital ordinario del banco.

El FOE, con 5.100 millones de dólares en diciembre de 2015, es fuente de financiación para los miembros más pobres y el objetivo de la fusión es asegurar el flujo sostenible de recursos hacia estos países

El BID también ha mostrado su sensibilidad con asuntos de actualidad, como las revelaciones de los “Papeles de Panamá” sobre paraísos fiscales y evasión de impuestos en países de la región.

El presidente del BID, Luis Alberto Moreno, se refirió al caso durante el discurso que pronunció ante los gobernadores, en su mayoría ministros de Finanzas o Hacienda, al señalar que la “nueva ciudadanía de la región, demanda una actitud decidida” contra la corrupción, la evasión de impuesto y el lavado de capital.

Moreno también confirmó que el BID seguirá trabajando con los gobiernos para incrementar la transparencia fiscal.

Pero la otra etapa que se abre tras la asamblea de las Bahamas es la que ha iniciado Colombia, con lo que parece un amplio respaldo de otros países miembros, al solicitar el inicio de una “conversación” sobre la estructura de capital del BID y el papel que la institución tiene que jugar en la región en la próxima década.

Colombia quiere que el banco sea “consecuente” con la salida de productos, mercados y países de instituciones financieras temerosas de la consecuencias negativas de su presencia en esas áreas, algo que se produce en todo el mundo.

Bogotá también está preocupado que la gran necesidad en Latinoamérica y el Caribe de infraestructuras, ya que no puede enfrentarse al cambio climático con la estructura actual del BID.

Sólo las necesidades de inversión en la lucha contra el cambio climático de la región sumarán unos 80.000 millones de dólares al año a partir de la próxima década, tres veces más que en la actualidad.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada

Etiquetas: