Las bolsas asiáticas y el petróleo suben por el BCE y la muerte de Abdalá

 Unos peatones pasan por delante de una pantalla con información bursátil el 14 de enero de 2015 en Tokio

Unos peatones pasan por delante de una pantalla con información bursátil el 14 de enero de 2015 en Tokio

Las bolsas asiáticas recibieron bien este viernes el anuncio del Banco Central Europeo (BCE) de un programa de compras masivas de deuda para estimular la economía de la zona euro y el deceso del rey de Arabia Saudí provocó una fuerte subida de los precios del petróleo.

 

A las 03H00 GMT, Tokio ganaba un 0,84%; Seúl, un 0,79%; Taipei, un 0,98%; y Sídney, un 1,25%. Los valores regionales, a su nivel más alto en seis semanas, también se beneficiaron de una desaceleración de la contracción de la actividad manufacturera en China.

 

Hong Kong subía un 1,07% y Shanghai, un 0,58%.

 

El BCE anunció compras escalonadas de deuda pública y privada a razón de 60.000 millones de euros mensuales a partir de marzo de 2015, más que los 50.000 millones esperados en los mercados.

 

Este programa de “expansión cuantitativa” (EC), utilizado ya por el Banco Central de Japón y la Reserva Federal estadounidense, está destinado a pesar en los intereses para relanzar la actividad económica por medio del crédito y hacer que suban los precios.

 

El presidente del BCE, Mario Draghi, “consiguió sorprender a los analistas más optimistas” con un efecto inmediato, ya que las tasas de la deuda francesa a 10 años registraron un mínimo histórico, siguiendo los pasos de España e Italia, señalaba Nader Naeimi, de AMP Capital Investors, en Sídney, citado por Bloomberg News.

 

El euro bajó mecánicamente frente al dólar y el jueves registró sus niveles más bajos desde septiembre de 2003, a 1,1316 dólares, antes de recuperarse a 1,1359 dólares. La moneda única se cambiaba este viernes a 1,3458 dólares.

 

El petróleo sigue bajo presión

 

El euro se replegaba también ante el yen a 1 euro por 134,60 yenes y el dólar se reforzaba a 118,62 yenes, contra 118,52 yenes la víspera en Nueva York.

 

La divisa europea debería seguir bajo presión a medio plazo porque aumenta la distancia entre la política monetaria del BCE y la Reserva Federal (Fed), que puso punto final a sus compras de activos en octubre y podría empezar a subir sus tipos en verano.

 

Los precios del petróleo subieron este viernes tras el anuncio de la muerte del rey Abdalá de Arabia saudí, primer exportador mundial de crudo, que abre un periodo de incertidumbre sobre la política energética del reino.

 

El barril de ‘light sweet crude’ (WTI) para entrega en marzo ganaba 80 centavos (+1,73%), a 47,12 dólares, a las 03H30 GMT en las operaciones electrónicas en Asia después de haber subido un 3,1% en Nueva York.

 

El barril de Brent del mar del Norte para suministro también en marzo ganaba 84 centavos (+1,73%), a 49,36 dólares, con una diferencia de 2,2 dólares respecto al WTI, contra 1,04 dólares el 16 de enero.

 

A pesar de este repunte, los precios del petróleo, erráticos desde que empezó el año, bajan más de un 3% esta semana.

 

“El mercado se interroga sobre lo que va a hacer el nuevo rey con la sobreabundancia de la oferta” mundial de crudo, señalaba Daniel Ang, analista de Phillip Futures en Singapur.

 

El barril de petróleo ha perdido más de la mitad de su valor desde su pico de junio de 2014 por efecto de la sobreabundancia de la oferta y de una demanda átona. El mercado espera un gesto de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), que lidera Arabia Saudí, pero el cartel se niega por ahora a reducir su producción.

 

La muerte del rey Abdalá no debería pesar de forma significativa en los precios del petróleo en un primer momento y muchos analistas piensan que este primer trimestre se acercarán a los 40 dólares o incluso menos.

 Unos peatones pasan por delante de una pantalla con información bursátil el 14 de enero de 2015 en Tokio

Unos peatones pasan por delante de una pantalla con información bursátil el 14 de enero de 2015 en Tokio

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada