La CNMC multa con 5,6 millones a un cartel de empresas por repartirse contratos del AVE

Impone su segunda sanción a directivos

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha multado con un total de 5,64 millones de euros a cuatro empresas por formar un cartel que durante quince años se repartió contratos de suministros ferroviarios para la construcción líneas de Alta Velocidad (AVE) licitados por Adif.

La sanción contempla además multas a nueve directivos de las compañías, que suman 65.550 euros, en lo que constituye la segunda ocasión en la que el ‘superregulador’ multa a los gestores de las firmas implicadas en un cartel.

Las empresas sancionadas son Amurrio Ferrocarril, Jez Sistemas Ferroviarios, Talleres Alegría y Duro Felguera, según informa la CNMC en un comunicado.

La multa tiene su origen en un escrito que Adif presentó en 2014 a la CNMC. El organismo público promotor y gestor de la red ferroviaria le solicitaba revisar los procedimientos utilizados hasta entonces para la contratación de suministros para comprobar si incluían algún tipo de práctica contraria a la competencia.

Tras la pertinente investigación, la CNMC considera probado que durante quince años (entre julio de 1999 y octubre de 2014) las empresas multadas se intercambiaron información comercial sensible en las licitaciones de concursos públicos convocadas por Adif para el suministro de desvíos ferroviarios y otros elementos complementarios.

El ‘superregulador’ denuncia que también pactaban precios y otras condiciones comerciales, “prácticas que respondían a una estrategia global que tenía por objeto eliminar la competencia”.

El organismo que preside José María Marín Quemada indica que este tipo de conductas dañan el interés público, dado que los precios ofertados por las empresas en los expedientes de licitación “fueron más altos que los que hubieran presentado en el caso de haber competido entre sí”.

LOGRABAN EL 74% DE LOS CONTRATOS.

Según la resolución de la CNMC, durante el periodo analizado, las empresas multadas se adjudicaron el 74% de los 52 contratos licitados por Adif.

La actuación del cartel afectó a pedidos de desvíos promovidos con ocasión de la construcción del AVE a Barcelona, del AVE a Levante o del que conecta con Valladolid.

Una muestra de la magnitud económica del cartel es el hecho de que los quince contratos de este tipo de suministros licitados por Adif entre 2005 y 2009 sumaron un importe de 228 millones, y los 17 promovidos entre 2010 y 2014, de unos 246 millones.

Según la CNMC, la estrategia de las empresas sancionadas para lograr el grueso de los contratos pasaba por concurrir a los concursos públicos de Adif, “de forma permanente y sin justificación”, unidas en consorcio o uniones temporales de empresas (UTEs).

DURO FELGUERA FUE “CAPTADO” PARA EL CARTEL.

En un principio, esta alianza estuvo formada por las empresas Amurrio, Jez y Alegría, mientras que Duro Felguera participaba en algunas licitaciones de manera individual.

Este hecho causó “preocupación” del resto de las empresas concertadas hasta que, finalmente, decidieron “captar e integrar” a Duro Felguera también en el acuerdo de reparto, “lo que les permitió eliminar un competidor directo en el mercado y toda competencia en las licitaciones”, detalla el ‘superregulador’.

La CNMC indica que estas empresas tienen capacidad acreditada para competir de manera individual. “Sin embargo, en los pocos casos en los que las empresas se presentaron por separado, también llegaron a acuerdos sobre las características de la oferta y sobre cómo repartirse los trabajos”, añade el regulador.

Como prueba de su concertación, el regulador constata que mantuvieron constantes contactos a lo largo de los quince años que duró su infracción, mediante reuniones presenciales o con el intercambio de correos electrónicos.

Tras probar todo ello, el ‘superregulador’ ha resuelto sancionar a Talleres Alegría con una multa de 1,796 millones de euros, a Duro Felguera con 1,476 millones, a Amurrio Ferrocarril y Equipos con 1,235 millones y a Jez Sistemas Ferroviarios, con otros 1,075 millones. Las multas impuestas a nueve directivos de estas empresas oscilan entre los 4.750 y los 11.400 euros.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada