Bankia ha reducido en casi 2.000 millones el saldo de activos dudosos y el volumen de adjudicados

Ve cierta lógica en su fusión con BMN, que no afectaría al dividendo

     El consejero delegado de Bankia, José Sevilla. ARCHIVO.


El consejero delegado de Bankia, José Sevilla. ARCHIVO.

Bankia ha ganado 731 millones de euros hasta septiembre, un 14,5 % menos, debido al efecto de la desconsolidación de City National Bank de Florida, vendido en octubre de 2015, así como a la depreciación de los bonos de la Sareb y al descenso de los tipos de interés.

Igualmente, el beneficio se ha visto afectado por la retirada hace un año de las cláusulas suelo, según ha explicado la entidad en un hecho relevante remitido hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), en el que ha explicado que, sin el efecto de la venta de City National Bank de Florida, el beneficio habría caído un 9,9 %.

Bankia ha detallado que, por el contrario, la evolución del beneficio trimestre a trimestre durante 2016 ha ido “de menos a más”, y que entre julio y septiembre ha subido el 2,2 %, hasta 250 millones.

Según las cuentas de la entidad, hasta septiembre, Bankia ha reducido en casi 2.000 millones el saldo de activos dudosos y el volumen de adjudicados, en tanto que la tasa de morosidad ha caído al 9,5 %, frente al 10,8 % de finales de 2015.

En cuanto a los activos adjudicados, el saldo neto se redujo en 205 millones, hasta situarse en 2.484 millones, según ha explicado Bankia, que ha precisado que más del 80 % de los activos adjudicados en balance corresponden a vivienda terminada.

De la misma manera, el ratio de capital de máxima calidad CET 1 ha subido al 13,24 % según las cuentas de Bankia, que ha precisado que su “cómoda posición de liquidez” y el cambio en la estructura del balance ha permitido reducir significativamente la dependencia de la financiación del Banco Central Europeo (BCE).

De esta manera, solo permanecen en balance las aportaciones del TLTRO (Targeted Longer-Term Refinancing Operations), vinculadas a la concesión de nueva financiación para consumo y pymes, dos de los ejes prioritarios de Bankia.

En este sentido, el crédito a la clientela neto ha alcanzado los 106.028 millones, y tal y como ha precisado la entidad, se ha mantenido el “dinamismo” en consumo y en financiación de autónomos y pymes.

El stock de crédito al consumo subió en el último año un 14,9 %, mientras que el de empresas lo hizo en casi un 1 %.

Los recursos de clientes crecieron en 1.724 millones, mientras que los depósitos lo hicieron en 1.020 millones, hasta 98.010 millones.

En cuanto a la cuenta de resultados, el margen de intereses alcanzó 1.631 millones, un 21,4 % menos.

Una caída que tal y como ha explicado Bankia se situaría en el 16,9 % si se descuenta el efecto de la desconsolidación de City National Bank de Florida, que restó 112 millones al margen, en tanto que la repreciación de los bonos de la Sareb lo hizo en 119 millones.

La caída de los tipos de interés, en particular del euríbor a un año mermó los ingresos en 161 millones según Bankia, que también ha precisado que la decisión del banco de retirar la cláusula suelo de las hipotecas impactó en 28 millones.

Por su parte, el margen bruto alcanzó los 2.460 millones, un 18,8 % menos, y el margen neto, 1.288 millones, el 27,4 % menos.

En cuanto a las comisiones, la cuenta de resultados sigue reflejando el efecto de la retirada en enero de todas las comisiones a los clientes que tienen sus ingresos domiciliados en Bankia.

En los nueve primeros meses del año, este hecho aportó 611 millones, un 13,8 % menos.

Por último, Bankia ha explicado que la mejora continuada en la calidad del balance del banco, con descensos tanto en la línea de créditos dudosos como en la de activos adjudicados, ha permitido reducir la factura de provisiones, que es en lo que va de año de 321 millones, un 47,5 % menos.

El beneficio de BFA, matriz de Bankia, alcanzó 542 millones, el 71,3 % menos.

BMN

Bankia defiende que su fusión con el grupo BMN, fruto de la integración de Caja Murcia, Caja Granada y la balear Sa Nostra, tiene “lógica industrial”, pero considera que ahora hay que analizar si tiene también “lógica financiera”.

Además, en el caso de que esa fusión se produjera, el consejero delegado de Bankia, José Sevilla, ha explicado que la absorción de BMN se haría con un canje de acciones, pero no tendría que afectar a la política actual de dividendos de Bankia.

En la rueda de prensa de resultados, el banquero ha añadido además que Bankia debería seguir adelante con sus planes de privatización y ha considerado que puede haber oportunidades para que el Estado siga reduciendo su participación en la entidad.

Aún así, como entre los planes del Gobierno está la absorción de BMN por parte de Bankia, algo que ha provocado ya críticas por parte del sector financiero, Sevilla ha dicho que el Estado debe decidir la mejor opción para el contribuyente.

Con ese propósito, ha recordado, el FROB contratará a un asesor en las próximas semanas para previsiblemente ver a principios del próximo año, en enero o febrero, qué se hace finalmente.

La fusión de BMN con Bankia tiene lógica industrial, pero las cosas hay que analizarlas y ser rigurosos, ha puntualizado.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada