La Xunta y Ternera Gallega ultiman el proceso de creación de la Indicación Geográfica Protegida Vaca y Buey de Galicia

 la directora general de Ganadería, Agricultura e Industrias Agroalimentarias,  Belén do Campo, se lo anunció a los responsables de Ternera Gallega –impulsores de esta iniciativa, en colaboración con Medio Rural– en una reunión de trabajo.

la directora general de Ganadería, Agricultura e Industrias Agroalimentarias, Belén do Campo, se lo anunció a los responsables de Ternera Gallega –impulsores de esta iniciativa, en colaboración con Medio Rural– en una reunión de trabajo.

La Consellería de Medio Rural ha previsto publicar en el Diario Oficial de Galicia (DOG) antes de que finalice este mes de marzo a decisión favorable en relación con la inscripción de la Indicación Geográfica Protegida (IP) Vaca y Buey de Galicia en el registro comunitario correspondiente. Junto con esta resolución, se dará también publicidad al pliego de condiciones de la IGP.

Así se lo anunció la directora general de Ganadería, Agricultura e Industrias Agroalimentarias, Belén do Campo, a los responsables de la Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega –impulsores de esta iniciativa, en colaboración con la Xunta– en una reunión de trabajo.

La reunión sirvió, precisamente, para ultimar esta decisión, que comportará una mayor protección y puesta en valor de la carne fresca procedente de las vacas y bueys de nuestra comunidad. Este producto se obtiene de las principales razas existentes, que son la Rubia Galega, Morena Galega, Asturiana de los Valles, Limusina, Rubia de Aquitania y Frisona.

Para recibir el sello de la IGP Vaca y Buey a carne deberá presentarse refrigerada, sin que pueda ser congelada en ningún momento a lo largo del proceso de obtención y comercialización. La vaca se caracteriza por ser una hembra con al menos una gestación antes del sacrificio. El buey debe ser un macho castrado antes del año de vida y que supera los 48 meses de edad antes del sacrificio.

Esta Indicación Geográfica Protegida abarcará la totalidad del territorio gallego. Los animales deben nacer, criarse, engordarse, sacrificarse y desguazarse en Galicia, con el objetivo de preservar la especificidad y controlar las condiciones de obtención del producto. Cada fase constará de un etiquetado concreto. Se establecerá un consejo regulador único según los acuerdos para la indicación geográfica protegida de la ternera gallega y de la carne de vaca y buey, con el fin de mantener una relación entre estas dos IGP.

TERNERA GALLEGA

En esta reunión también se evaluaron los buenos resultados de la IGP Ternera Gallega en el 2016, con un incremento de alrededor del 4% en los diferentes indicadores de número de explotaciones amparadas, número de canales y toneladas de carne certificada (fueron 20.600 en toda la anualidad). Los responsables de esta Indicación también mostraron su satisfacción por la estabilidad registrada en los precios de su producto en origen.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada