La Fed planea iniciar la reducción de su abultado balance de activos

La presidenta de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, Janet Yellen, ofrece una rueda de prensa en Washington, Estados Unidos, el 15 de marzo de 2018.

La presidenta de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, Janet Yellen, ofrece una rueda de prensa en Washington, Estados Unidos, el 15 de marzo de 2018.

La Reserva Federal estadounidense (Fed) planea comenzar a reducir en 2017 su abultado balance de activos de más de 4 billones de dólares adquirido para estimular la economía tras la crisis financiera, según las actas de la reunión de política monetaria de marzo conocidas hoy.

“La mayor parte de los participantes anticipó que el actual ritmo gradual de alza de tipos de interés continuaría y juzgaron que un cambio en la política de reinversión sería apropiada a finales de este año”, explican los documentos de la reunión del 14 y el 15 de marzo pasado, en la que se decidió elevar el precio del dinero hasta el rango actual de entre el 0,75 % y el 1 %.

En el marco del avance del ajuste monetario, aumenta la preocupación por el multimillonario balance de la Fed acaparado a través del programa de compra de bonos para revitalizar la economía estadounidense entre 2008 y 2014.

Aunque se mostraron de acuerdo en la necesidad de rebajar este balance, la mayor parte del cual son bonos del Tesoro y activos respaldados en hipotecas, las dudas se ciernen sobre el modo y el calendario de reducción.

La cartera de la Fed pasó de apenas un billón de dólares en 2008 a los 4,5 billones de ahora.

Actualmente, el banco central ha dejado de comprar activos, pero sigue reinvirtiendo los beneficios obtenidos con adquisiciones previas en nuevos activos.

La Fed baraja varias opciones entre las que destacan simplemente dejar que estos activos concluyan de una vez cuando venzan sus plazos o que sean eliminados de forma gradual.

Ambas decisiones podrían provocar abruptos movimientos en los mercados financieros, ya que implicarían la elevación de los tipos de interés a largo plazo.

Sin embargo, los analistas consideran que llevar a cabo una supresión gradual conlleva menos riesgos financieros que dejar que culminen sus periodos, pero es mucho más difícil de comunicar de manera clara y predecible.

En este sentido, la pasada semana el presidente de la Fed de Nueva York, William Dudley, apuntó que “una normalización del balance de la Fed puede ser un sustituto del alza de tipos de interés a corto plazo”, por lo que se podría decidir “de hecho al mismo tiempo tomarnos una pausa en términos de tipos de interés”

La Fed mantiene sus previsiones de dos ajustes sucesivos del previo del dinero a lo largo de 2017, dada la mejoría de la economía estadounidense.

La presidenta de la Fed, Janet Yellen, reconoció ante el Congreso en febrero que el banco central comenzaría esta rebaja de su cartera solo una vez que los tipos de interés fueran los suficientemente altos para poder ser movilizados en caso de turbulencia económica.

El próximo encuentro sobre política monetaria en Estados Unidos está previsto para el 2 y el 3 de mayo.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada

Etiquetas: