“Domingo de Resurrección, el día más importante del año”, afirma el obispo de Zamora

Rito del agua durante la Vigilia Pascual, en la Catedral de Zamora con el Obispo Gregorio.

Rito del agua durante la Vigilia Pascual, en la Catedral de Zamora con el Obispo Gregorio Martinez.

Zamora revivió hoy el dolor de la Madre de Dios, la Virgen de La Soledad, acompañada por miles de zamoranos que acompañaron esta penúltima procesión por las calles a la Madre Dolorosa que se venera en la iglesia de San Juan. Es la procesión de las mujeres, en el que las damas de la Cofradía de Jesús Nazareno han cumplido con el ritual que cierra la Pasión.

En la madre de las misas, la vigilia pascual, el obispo de Zamora, Gregorio Martínez Sacristán, dijo que “era el día más importante del año para los que somos cristianos”. Con una cuidada liturgia, la celebración lució en todo su esplendor con el rito del fuego y del agua.

Al término la Cofradía Luz y Vida sacó en procesión la imagen de Cristo Resucitado.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
1