Los hoteleros lusos reclaman que la tasa turística se destine a mejorar Lisboa como destino

La Asociación Hotelera de Portugal (AHP), en contra de la imposición de tasas sobre las pernoctaciones y sobre la llegada de turistas a Lisboa, ha reclamado que, en caso de que finalmente el impuesto sobre pernoctaciones llegue a aplicarse en 2016 como está previsto, el dinero recaudado se emplee en mejorar las infraestructuras de la ciudad.

La patronal hotelera responde así al Plan Estratégico para el Turismo de Lisboa 2015-2019 del Ayuntamiento de la capital portuguesa, que prevé aplicar una tasa turística y otra sobre las pernoctaciones temporales hasta 2019.

El Ayuntamiento de Lisboa anunció que a partir de 2015 se cobrará un euro a cada visitante que llegue a la urbe por aeropuerto o puerto, esperando recaudar así siete millones de euros.

Además, a partir de 2016 se cobrará además otro euro por pernoctar en la ciudad, tasa también vigente hasta 2019, de la que estarán exentos los niños. Este impuesto solo se aplicará en la primera semana de estancia en Lisboa, con lo que como máximo los turistas pagarán 7 euros.

En un comunicado, la AHP se ha mostrado “en contra de cualquier aumento de carga fiscal sobre los hoteles, independientemente de la naturaleza de la norma” y de cualquier tasa que penalice “las actividades turísticas”.

En contra

El Ayuntamiento de Lisboa espera recaudar 18,9 millones de euros con estas dos tasas y un impuesto municipal para la Protección Civil.

Profesionales del sector como la Asociación de Hoteles y centros turísticos en el Algarve (AHETA) ya se pronunció en contra, a las que se suma ahora la AHP para reclamar que el dinero recaudado se invierta en renovar las instalaciones para que Lisboa aumente su atractivo como destino turístico.

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada