Alfredo Morgado, vidriero: “Mi mayor preocupación es que cada día que pasa me queda menos tiempo para trabajar el vidrio”

Alfredo Morgado está feliz en su espacio 'Berço Vidriero' de Oliveira de Azeméis.

Alfredo Morgado está feliz en su espacio ‘Berço Vidriero’ de Oliveira de Azeméis.

Alfredo Morgado es un apasionado del vidrio y todo lo que se diga quedará corto en su caso… Con 47 años a sus espaldas haciendo objetos de vidrio, no contempla retirarse de su oficio. Al contrario cuenta cada día como una nueva gracia del cielo que le permite trabajar en algo para lo que tiene facilidad y le gusta. “Mi mayor preocupación es que cada día que pasa me queda menos tiempo para trabajar el vidrio”, se lamenta.

Aunque no nació en Oliveira de Azeméis, el centro vidriero de Portugal con una historia de 500 años, emigró a Azeméis con sus padres y hermanos. A sus ocho años llevaba la comida a sus dos hermanos que trabajaban en la fábrica de vidrio. Y desde entonces se enamoró de la profesión. A sus 13 años, acudió con su madre a la fábrica a pedir trabajo. El propietario, el señor Mateiro no lo admitió por la edad pero le dijo que podría trabajar en industria de moldes y estudiar en nocturno. Se llevó una decepción, pero al final aceptó la oferta.

Morgado confiesa a Grupo ES., en entrevista exclusiva, que es una “persona feliz” porque, primero es creyente y tiene fe en Dios; segundo, tiene una familia fantástica y, en tercer lugar, tiene facilidad para hacer lo que le gusta.

Alfredo Morgado es, de momento, el último vidriero de Azeméis. Trabaja en el centro de Interpretación del Vidrio (CIV) de la Cámara de Oliveira de Azeméis que cuenta con la colaboración en el proyecto de la Universidad de Aveiro y la Fábrica Ciencia Viva de Aveiro. El único centro de interpretación del vidrio de Portugal.

En el proyecto, Alfredo va a ser una pieza clave para formar profesionalmente a jóvenes para la industria del vidrio. Este veterano vidriero dice de su oficio “que se tarda mucho en aprender y que requiere una buena dosis de sacrificio”.

Morgado está cierto de que saldrán de los cursos jóvenes que quieran incorporarse al arte del trabajo del vidrio. Y concluye: “Trabajar el vidrio es como convivir con una persona, cuanto más la conoces, más te gusta”.

En el centro de Interpretación, en el espacio ‘Berço Vidrieiro’, es posible asistir a la fabricación artesanal de objetos que realiza Alfredo Morgado.  Este artesano recoge la tradición de 500 años, desde que, en el siglo dieciséis, fue creada en Oliveria de Azeméis la primera fábrica de vidrio de Portugal.

Dos espacios del CIV permiten al visitante la interacción con la ciencia del vidrio, la Casa Malteiro  -fue propiedad  del antiguo empresario del Centro Vidriero del Norte de Portugal- y otro edificio para actividades de experimentación y una visión científica y tecnológica de las nuevas formas de producción y aplicación del vidrio.

En la Quinta de Cõvo, en la freguesía de San Roque, surgió hace 500 años la primera fábrica de vidrio de Portugal. De ésta, salieron algunos artistas que más tarde ayudaron a impulsar la industria del vidrio en la Marinha Grande.

La fábrica de Cõvo cesó su producción en 1924, pero fue continuada por otras. Y entre ellas la Fábrica de Vidros Nossa Senhora de La Salette Lda. y la Sociedade Industrial Vidreira de Azeméis Lda.

La actividad de esta industria se extinguió en el municipio a finales del siglo veinte, en la década de los años noventa, después del cierre del Centro Vidreiro do Norte de Portugal. En la década de los 50, la empresa llegó a dar empleo a cerca de mil operarios, convirtiéndose en esa época en el mayor centro de empleo de Azeméis.

La fábrica de Azeméis, entonces, tenía una capacidad de producción  diaria de 22 toneladas de vidrio con destino al mercado interno y a países como Estados Unidos de América, Francia, Grecia, Inglaterra y Marruecos. Las nuevas técnicas de fabricación del vidrio evolucionaron, en el siglo veinte, a la industria de los moldes e inyección de plástico. Una industria que hoy hace de Oliveira de Azeméis un centro de producción de piezas para la industria de la automoción.

Print Friendly
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada