Un hallazgo arqueológico en Jerusalén prueba la quema de la ciudad descrita en el libro de Jeremías

Los daños provocados por el fuego pueden datar de hace 2.600 años, lo que relaciona dicho descubrimiento con los eventos que se describen en la Biblia

Los arqueólogos han demostrado que el pasaje bíblico que describe la quema de Jerusalén es cierto desde el punto de vista histórico.

Los arqueólogos han demostrado que el pasaje bíblico que describe la quema de Jerusalén es cierto desde el punto de vista histórico.

Los arqueólogos que están realizando excavaciones en Jerusalén han encontrado objetos quemados que datan de hace 2.600 años, lo cual demuestra la veracidad de la Biblia. Está referida a un pasaje bíblico.

Los investigadores descubrieron madera carbonizada, semillas de uva, escamas de pescado, huesos y cerámicas mientras excavaban en la “ciudad de David” en Jerusalén.

El hallazgo prueba que los babilonios “quemaron todas las casas de Jerusalén”, un hecho descrito en el libro de Jeremías.

Los investigadores de la Autoridad de Antigüedades de Israel encontraron los objetos bajo las capas de rocas en la “ciudad de David”, junto con vasijas que tenían sellos estampados, los cuales permitieron determinar la fecha de los mismos

encontraron los objetos bajo las capas de rocas en la “ciudad de David”, junto con vasijas que tenían sellos estampados, los cuales permitieron determinar la fecha de los mismos

.

“Estos sellos son característicos del final del período del Primer Templo, se utilizaban para el sistema administrativo que se desarrolló hacia el final de la dinastía Judea”, comentó el doctor Joe Uziel de la Autoridad de Antigüedades de Israel.

Los daños provocados por el fuego pueden datar de hace 2.600 años, lo que relaciona dicho descubrimiento con los eventos que se describen en la Biblia.

El libro de Jeremías dice: “El séptimo día del mes quinto, que fue el decimonoveno año del rey Nabucodonosor, rey de Babilonia, vino a Jerusalén Nebuzaradán, capitán de la guardia, siervo del rey de Babilonia. Él quemó la casa del Señor, la casa real, y todas las casas de Jerusalén; incluso quemó con fuego cada casa de los nobles”.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
2