La confianza de consumidores y empresarios subió en España en agosto 1,4 puntos respecto al mes anterior

Un ciudadano sale de una oficina de empleo en Atenas (Grecia).

Un ciudadano sale de una oficina de empleo en Atenas (Grecia).

La tasa de paro en la eurozona se mantuvo en julio en el 9,1 %, su nivel más bajo desde febrero de 2009, mientras que en la UE siguió estable en el 7,7 %, la menor cota desde diciembre de 2008, informó hoy la oficina de estadística comunitaria Eurostat.

España, donde la tasa fue del 17,1 %, estable con respecto a junio, se mantuvo como el segundo país de la UE con más desempleo, solo por detrás de Grecia.

Si se compara con julio de 2016, el desempleo cayó 0,9 décimas en la eurozona y 0,8 décimas en el conjunto de la Unión.

En julio había en la UE 18,9 millones de personas en paro, 93.000 más que en junio pero 1,9 millones menos que en el mismo mes de 2016.

En la eurozona, el número de parados en julio era de 14,8 millones, 73.000 personas más que en junio pero 1,3 millones menos que en julio de 2016.

La comisaria europea de Empleo, Marianne Thyssen, recordó que “el desempleo ha decrecido de manera gradual con el paso de los años”, aunque recordó que a un ritmo “desigual” entre los países de la UE.

Consideró que aunque ahora se han logrado en la UE las tasas más bajas desde diciembre de 2008, “no hay lugar para la complacencia”.

“Combatir el desempleo ha sido una prioridad de esta Comisión desde su inicio, y continuamos asegurándonos de que se utilizan todas las herramientas posibles a nivel de la UE para estimular el empleo y el crecimiento”, dijo la comisaria.

Entre los Estados miembros, las tasas de paro más bajas en julio se dieron en la República Checa (2,9 %), Alemania (3,7 %) y Malta (4,1 %), mientras que las más elevadas se observaron en Grecia (21,7 % en mayo) y España (17,1 %).

En términos interanuales, el desempleo se redujo en todos los países de la UE para los que hay datos con la excepción de Finlandia, donde se mantuvo estable.

Los mayores descensos en el año se dieron en Croacia (desde el 13,2 % al 10,6 %), España (del 19,6 % al 17,1 %), Eslovaquia (del 9,7 % al 7,3 %) y en Chipre (del 13,0 % al 10,8 %).

La tasa de paro tanto en la UE como en la eurozona siguió siendo superior a la de Estados Unidos, donde el desempleo cayó una décima en julio, hasta el 4,3 %, seis décimas menos que la tasa registrada en el mismo mes de 2016.

Por otra parte, en la zona del euro el desempleo entre los menores de 25 años subió en julio una décima con respecto a junio, del 19,0 % al 19,1 %, mientras que en el conjunto de la Unión se mantuvo estable en el 16,9 %.

En la Unión Europea había en julio 3,7 millones de desempleados menores de 25 años, en tanto que si se consideran solo los diecinueve países de la eurozona, los parados ascendieron a 2,6 millones.

En España, de los 3,8 millones de desempleados totales en julio, 567.000 eran menores de 25 años.

En España, la cota bajó en julio hasta el 38,6 %, frente al 39,0 %, lo que supone que 567.000 jóvenes no tenían empleo (3.000 menos que en el mes precedente).

La tasa dobla la media de la UE y es la segunda más alta después de Grecia (44,4 % en mayo, último mes del que se tienen datos), aunque Italia también tiene una cota elevada (35,5 %).

La tasa de desempleo juvenil más baja en julio se registró en Alemania (6,5 %).

Por género, la tasa de desempleo entre los hombres se mantuvo sin cambios en julio en la zona euro, en el 8,8 %, mientras que en la Unión se quedó en el 7,5 %.

Entre las mujeres aumentó una décima en los países de la moneda única, hasta el 9,6 %, mientras que en los Veintiocho estuvo en el 7,9 %, sin cambios con respecto al mes precedente.

En España el paro bajó una décima tanto en el caso de los hombres, hasta el 15,4 %, como en el de las mujeres, situando la tasa en el 18,9 %.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada