La Audiencia Nacional confirma el procesamiento de Moral Santín y el auditor de Bankia

La Audiencia Nacional ha confirmado los procesamientos del exconsejero de Bankia José Antonio Moral Santín (en la imagen) y del socio de Deloitte Francisco Celma, encargado de la auditoría externa de las cuentas de la entidad, por su responsabilidad en las presuntas irregularidades de la salida a bolsa de la entidad.

La Audiencia Nacional ha confirmado los procesamientos del exconsejero de Bankia José Antonio Moral Santín (en la imagen) y del socio de Deloitte Francisco Celma, encargado de la auditoría externa de las cuentas de la entidad, por su responsabilidad en las presuntas irregularidades de la salida a bolsa de la entidad.

La Audiencia Nacional ha confirmado los procesamientos del exconsejero de Bankia José Antonio Moral Santín y del socio de Deloitte Francisco Celma, encargado de la auditoría externa de las cuentas de la entidad, por su responsabilidad en las presuntas irregularidades de la salida a bolsa de la entidad.

En dos autos conocidos hoy, la sección tercera de la sala de lo Penal desestima los recursos de apelación interpuestos por ambos contra el auto del juez instructor Fernando Andreu, que el pasado mayo decretó el fin de las pesquisas y propuso juzgar a una treintena de antiguos altos cargos de Bankia, incluido su expresidente Rodrigo Rato.

En su recurso, Celma explicaba que su papel de auditor “es tan fiscalizador externo de la actuación de los administradores en su función de formulación de las cuentas como el propio Banco de España”, organismo exento de responsabilidad, “con el plus añadido de que éste tenía a la entidad sometida a un seguimiento continuado, con presencia y control”.

Motivos por los que estimaba que, de apartarse del caso a los funcionarios del Banco de España y de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), este mismo razonamiento habría de ser aplicable al auditor, pues éste “sólo acudía a la entidad con su equipo durante el lapso de tiempo estrictamente necesario para efectuar el informe”.

Ahora la sala asegura que estos motivos “no pueden prosperar” y remite al auto del juez Andreu, que señaló a Celma por ser quien “analizó, verificó y dictaminó la corrección y la veracidad de las cuentas, que se presentaron en el folleto de la salida a bolsa”, actuaciones sin las cuales “las autoridades reguladoras y supervisoras no hubieran permitido” que Bankia operara en el parqué.

Sobre el recurso de Moral Santín, éste no rechazaba “ni que haya indicios ni la realización de los hechos que se le imputan”, sino que alegaba que no era suficiente para sostener la acusación.

También indicaba que nunca hubo dolo, sino “confianza en la bondad de cuanto se aprobaba en los consejos de administración”, aparte del hecho de que desconocía absolutamente los hechos anteriores a su entrada como consejero.

Sobre este punto, los jueces señalan que es un argumento “escasamente atendible”, dadas las responsabilidades que ostentaba Moral Santín antes de incorporarse al consejo.

No sólo fue miembro de los consejos de administración de BFA y Bankia, sino también, previamente, “miembro relevante” del consejo de Caja Madrid.

La sala considera que los informes periciales aportados por los inspectores del Banco de España Víctor Sánchez Nogueras y Antonio Busquets “ratifican, concretan y mantienen” las conclusiones iniciales sobre la participación de Moral Santín en los hechos que se le imputan.

La “altísima cualificación profesional y técnica” de Moral Santín, prosigue el auto, le impide alegar ignorancia y ausencia de dolo en relación con la falsedad de las cuentas, los estados financieros y la información contenida en el folleto de emisión de la salida a bolsa.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
1