Pedro Mouro, concejal de Turismo de San Pedro do Sul: “Una ecopista, los pasadizos del río Teixeira y un circuito de triatlón por la montaña, nuestros proyectos”

“Tuvimos 150.000 pernoctaciones en 2017”

IMG_9961_logo

El concejal de Turismo de San Pedro do Sul, Pedro Mouro, delante de su despacho en la Cámara Municipal.

“Los proyectos turísticos que tenemos son crear una ecopista a lo largo de 8 municipios; los pasadizos del río Teixeira -uno de los ríos de montaña más limpios de Europa, muy buscado por los practicantes de barranquismo- con excelentes paisajes naturales y agrestes; y un centro de triatlón para correr por la montaña, con un circuito de 100 kilómetros dotado de unidades de alojamiento en el recorrido para patear estas Montanhas Mágicas”, explica Pedro Mouro a Grupo ES. , en la aldea típica da Pena, en San Pedro do Sul.

San Pedro do Sul –un municipio del Centro de Portugal, situado a cerca de media hora de la ciudad de Viseu y a poco más de una hora de las ciudades de Oporto y Coimbra- sigue distinguiéndose por las termas milenarias que ya descubrieron los romanos.

Mouro subraya la “potencialidad turística enorme” del municipio y a la que pueden sacar todavía más partido. Potencialidad, porque en 2017 este municipio tuvo 150.000 pernoctaciones. “Tenemos la mayor estancia termal de la Península Ibérica”, dice Pedro Mouro. Este termalismo de salud es el gran motor de desarrollo local.IMG_9956

Las propiedades del agua mineral natural son únicas: sulfurosa, poco mineralizada y de pH de 8,89,  a 18º C, emerge naturalmente a la superficie a una temperatura de 68º C. Como explica el concejal, están especialmente indicadas para tratamiento de problemas reumatológicos, de las vías respiratorias y para el área de la medicina física y de rehabilitación.IMG_9964

Este potencial termal se alía con la Naturaleza y el paisaje de San Pedro do Sul. “A nuestros visitantes les gusta hacer los tratamientos en las termas y luego disfrutar de nuestra Naturaleza, paisaje y gastronomía”.

Entrevistamos a Pedro Mouro en esa  aldea remota del municipio de San Pedro do Sul que concursó en el certamen de las 7 maravillas de Portugal. La Aldea da Pena destaca, según Mouro, “por su autenticidad, belleza natural y paisaje”. Está, en la actualidad, en fase de reconstrucción y restauración de algunas de sus zonas más degradadas. “La Aldea da Pena nunca dejó de tener habitantes. Ahora viven 6 personas”, apunta.IMG_9966

El concejal invita a visitarla porque ahora “hay mucha vida y se pueden tener experiencias gastronómicas y de senderismo”. Y explica el camino, llamado “O morto que matou o vivo”.

Por eso, el futuro de San Pedro do Sul está en las termas y en el turismo de Naturaleza. Hay un “proyecto de internacionalización para traer cada vez más turistas de toda Europa que vengan a San Pedro do Sul. Esto es lo que estamos dinamizando”.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
1