Conversas de Vagalume, en Sede Afundación Vigo, sala de exposicións II, hasta el 29 de mayo

Ambel, el puente entre el escultor Toño Quesada y la pintora Menchu Abril

Toño Quesada escultor. Menchu Abril Pintora y Ambel, presentando arte alternativo.

Toño Quesada escultor. Menchu Abril Pintora y Ambel, presentando arte alternativo.

Ambel tiene un empeño en Conversas de Vagalume: “hacer de puente entre una pintora y un escultor”. De ella, Menchu Abril, destaca su “historia apasionada por la pintura como fondo de una vida intensa y llena de vicisitudes”. De él, Toño Quesada, “me sorprende por su adición al arte”. Y este trío de artistas se pone manos a la obra para Conversas de Vagalume.

31791282_10213076171992494_5796960184530108416_n

‘Café latino’, Ambel.

Ambel -Rafael Jiménez Ambel- se plantea ante el dúo “mostrar obras que no parecen pinturas y se acercan a la escultura”. De esta forma tiende un puente entre Menchu y Toño. “Además estas obras tienen el sesgo de la tecnología, la interactividad, y los conceptos e ideas sociales llevadas al arte”.

Inevitablemente hay que pasarse por Sede Afundación Vigo, sala de exposicións II (Velazquez Moreno nº 26) antes del 29 de mayo para hacerse una idea exacta desta tri-colaboración artística.31870900_10213075792102997_2411356216644075520_n

31793506_10213075788702912_299569119877922816_n

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
887