Cajamar, Abanca y Cerberus tienen hasta el lunes para pujar por Caixa Geral

Las entidades españolas Cajamar y Abanca y el fondo estadounidense Cerberus tienen hasta mañana, lunes, para presentar sus ofertas en firme por el Banco Caixa Geral, filial española del banco estatal portugués Caixa Geral de Depósitos (CGD).

Las entidades españolas Cajamar y Abanca y el fondo estadounidense Cerberus tienen hasta mañana, lunes, para presentar sus ofertas en firme por el Banco Caixa Geral, filial española del banco estatal portugués Caixa Geral de Depósitos (CGD).

Las tres fueron elegidas finalistas en el proceso de venta de dicha entidad a mediados de junio, según una resolución publicada en ese momento por el BOE luso, el Diario de la República, que invitaba a las tres entidades a presentar propuestas vinculantes.

Para ello, se les daba acceso a las cuentas de la entidad, que han revisado a fondo estas últimas semanas, en lo que se llama “due diligence”, una “inmersión” que les permitirá conocer la situación financiera del banco y las opciones de negocio que tienen, antes de presentar las ofertas.

Una vez presentadas, el Gobierno portugués elegirá al mejor candidato y basará su decisión no sólo en el precio que ofrezcan, sino también en el plan de negocio que diseñen y en el apoyo que tengan intención de dar a los negocios portugueses en España, según consta en la resolución, consultada por Efe.

También tendrá en cuenta el Ejecutivo luso otros criterios, como la “creación de valor y el fortalecimiento de la competitividad y sostenibilidad de la sociedad”, incluyendo el “desarrollo” de sus empleados, la capacidad de promover “la estabilidad, la competitividad y el crecimiento” en el mercado.

La venta de la filial española está incluida en el plan estratégico del grupo estatal portugués CGD, que el pasado 21 de junio concluyó con una emisión de 500 millones de euros en obligaciones a diez años la última fase de su recapitalización, iniciada en 2017.

El citado plan de recapitalización, cuyo importe se acerca a los 5.000 millones de euros, incluyó una inyección de capital público de 2.500 millones; la transferencia por parte del Estado del 49 % de su participación en Parcaixa, subsidiaria de CGD, y la conversión de instrumentos de deuda con un valor próximo a 900 millones de euros.

La recapitalización también llevó asociado un plan estratégico que incluyó la reducción de personal y de sucursales, así como de sus unidades internacionales, por lo que debe desprenderse de sus unidades en Brasil, Sudáfrica y España.

En España, Banco Caixa Geral cuenta con algo más de 500 trabajadores y una red de 110 oficinas, principalmente en Extremadura, Galicia y Madrid, según la información que figura en la web de la entidad.

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada